null: nullpx
Policía

Reducir el índice de asesinatos en Chicago, el principal reto de Eddie Johnson

Eddie Johnson, el nuevo jefe interino de Chicago, enfrenta un enorme reto: reducir el número de asesinatos en la ciudad, mismos que han incrementado un 84% en los primeros meses del 2016.
30 Mar 2016 – 3:44 PM EDT

Eddie Johnson, el nuevo jefe interino de Chicago, enfrenta un enorme reto: reducir el número de asesinatos en la ciudad, mismos que han incrementado un 84% en los primeros meses del 2016.

La labor de Johnson, quien es el tercer superintendente de la policía en dirigir el departamento en menos de cuatro meses, no será sencilla, pues de acuerdo con las cifras del crimen dadas a conocer por el sitio de internet del departamento de policía de Chicago y citadas por la BBC News, hasta el 20 de marzo del 2016 se habían registrado 575 tiroteos y 125 asesinatos.

Mientras que en el mismo periodo del año anterior se habían registrado 290 tiroteos y 68 asesinatos en la ciudad, que se ha visto azotada por la violencia.

A pesar del incremento, los números son menores a los registrados a principios de los noventas cuando, de acuerdo con reportes, el índice de homicidios en Chicago era del orden de los 900.

Algunos expertos en la materia, han comentado que desde que se dio a conocer el video del asesinato de Laquan McDonald a manos del policía Jason Van Dyke, muchos oficiales han evitado enfrentamientos armados con ciudadanos tanto como sea posible.

En el video se ve a Van Dyke dispararar 16 veces en un periodo de menos de 15 segundos contra el adolescente de 17 años, lo que causó fuertes protestas y manifestaciones en Chicago.

Este es el primer caso en 35 años en la ciudad de Chicago en que un policía es acusado de asesinato en primer grado debido a un incidente ocurrido cuando estaba de servicio.

El caso McDonald desató una investigación federal y el despido en diciembre pasado del superintente Garry McCarthy.

Selección de Johnson no ha estado exenta de polémica
Lo sorprendente del caso es que Johnson no estaba entre los tres finalistas seleccionados para ocupar el puesto de superintente de la policía de Chicago. De hecho, Johnson no había aplicado para la posición.

Ha trascendido que la decisión de Rahm Emanuel, alcalde de Chicago, de rechazar los tres candidato presentados por la Junta de Policía, viene en momentos que concejales afroamericanos y latinos han presionado para que el nuevo jefe sea contratado de las filas de la policía de Chicago. Los tres candidatos que habían aplicado para la posición no eran locales.

El cargo de superintendente interino lo tenía el mexicoamericano John Escalante, quien volverá a desempeñarse como superintendente adjunto.

El nombramiento de Johnson es por ahora interino mientras es confirmado primero por la Junta Policial y luego por el Concejo Municipal de Chicago.

Lea también:


Más contenido de tu interés