null: nullpx
Proyecto de Ley

Aprueban proyecto que reformará las elecciones en Texas y ahora espera la firma del gobernador Abbott

Meses después de que los demócratas de la Cámara rompieron el quórum para obstaculizar la medida y luego salieran del estado, la Legislatura aprobó la propuesta para reformar las elecciones. El proyecto ahora se dirige al escritorio del gobernador Greg Abbott.
31 Ago 2021 – 05:52 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

AUSTIN, Texas.- Tras meses de controversia partidista, el proyecto de ley SB 1 que busca reformar las elecciones en Texas fue aprobado en la Legislatura y se dirige al escritorio del gobernador Greg Abbott para ser convertido en ley.

Para tratar de detener el proyecto de ley, más de 50 demócratas viajaron a Washington D.C. con el propósito de presionar al Congreso sobre la legislación.

El gobernador Greg Abbott, quien se postulará para la reelección en 2022, exigió el proyecto de ley y vetó los cheques de 2,100 miembros del personal legislativo después de que los demócratas bloquearon la legislación por primera vez al realizar una huelga en el Capitolio en mayo. Luego, Abbott convocó una sesión especial y los demócratas salieron del estado.

Los republicanos presionaron por la SB 1 citando su deseo de proteger aún más las elecciones del fraude, para el cual no hay evidencia.

La legislación establece nuevos requisitos de identificación para votar por correo, mejora las protecciones para los observadores electorales partidistas y establece nuevas reglas y posibles sanciones penales para quienes ayuden a los votantes.

¿Qué estipula el proyecto SB 1 sobre las elecciones?

El Proyecto de Ley del Senado 1 busca nuevas restricciones de votación, incluidos los límites en las horas de votación anticipada y otras medidas que, según los oponentes, levantarán nuevas barreras para los votantes marginados.

La legislación agregaría nuevos requisitos de identificación para las personas que deseen votar por correo. Asimismo, busca agregar nuevas sanciones penales al proceso de votación. También prohibiría las opciones de votación por autoservicio y permitir que un lugar de votación esté abierto por 24 horas, medidas tomadas el año pasado por el condado de Harris. Una vez se convierta en ley, establece que a los observadores electorales, que son designados por las campañas y los partidos políticos, no se les puede negar la "libre circulación" y tipifica como delito que los jueces electorales los obstruyan.

Con esta medida, Texas se convertirá en el último gran estado republicano en aprobar leyes de votación más estrictas impulsadas por las falsas afirmaciones del expresidente Donald Trump de que las elecciones de 2020 fueron robadas. Los republicanos han presentado la legislación como un esfuerzo para proteger las elecciones del fraude, aunque no han podido encontrar evidencia significativa de que esto suceda en el estado.

"Proteger la integridad de nuestras elecciones es fundamental en el estado de Texas… agradezco al Senador Brian Hughes, al representante Andrew Murr, al vicegobernador Dan Patrick y al presidente Dade Phelan por dar un paso adelante para asegurar que este proyecto de ley llegara a la línea de meta durante la segunda sesión especial”, reaccionó el gobernador.

Te puede interesar:

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés