null: nullpx
Kendall Jenner

Kendall Jenner orinó en un balde de hielos en su camino a la Met Gala 2022: la historia

En la alfombra roja de la Met Gala 2022, Kendall Jenner sorprendió con un espectacular vestido Prada. Sin embargo, antes de llegar a una de las noches más importantes de la industria de la moda, la modelo de 27 años vivió un estresante momento con este look.

Pero antes de que sigas, te invitamos a ver ViX: entretenimiento sin límites con más de 100 canales, totalmente gratis y en español. Disfruta de cine, series, telenovelas, deportes y miles de horas de contenido en tu idioma.
Publicado 19 Nov 2022 – 04:34 PM EST | Actualizado 19 Nov 2022 – 04:34 PM EST
Reacciona
Comparte

Cargando Video...
Cargando Playlist...
3:09
1:03
1:17
2:47

En mayo de 2022, Blake Lively mostró que se enfrentó a ir de pie en la camioneta que la llevó al Met Gala, pero ella no fue la única. Kendall Jenner también tuvo que hacerlo, sólo que, en su caso, su travesía se complicó aún más porque le dieron ganas de ir al baño.

Kendall Jenner orinó en un balde de hielos en su camino al Met Gala 2022


Seis meses después de Met Gala 2022, los fans del clan Kardashian-Jenner tuvieron la oportunidad de sumergirse en el caos y estrés que vivieron las hermanas antes de derrochar estilo y glamour en la alfombra roja.

En ese sentido, Kendall Jenner, quien ha derrochado sensualidad con sus looks de transparencias, vivió una vergonzosa situación en su camino al Museo Metropolitano de Arte en Nueva York, en donde desde hace años se lleva a cabo este evento.

“Necesito beber un sorbo de agua y necesito orinar. Nadie me juzgue”, comentó Kendall en el más reciente episodio de ‘The Kardashians’, estrenado 17 de noviembre de 2022.


Sus ganas de ir al baño aparecieron en el momento menos oportuno: de pie, en una camioneta en movimiento con su enorme vestido Prada, mientras su equipo de maquillaje y peinado aún la estaban arreglando.

Una de sus asistentes propuso que lo hiciera en un balde de hielos que había en el vehículo. La sugerencia no fue tomada de inmediato por Kendall.

No obstante, las ganas de orinar, la ansiedad que poco a poco comenzó a invadir su cuerpo y el estrés de la situación en la que se encontraba al final la orillaron a sí hacerlo.

“Eso es muy mortificante para quien tenga que lidiar con mi orina más tarde. Lo siento mucho”.


Su equipo intentó tranquilizarla. “Pasa todo el tiempo en backstage”, comentó una persona; mientras que otra bromeó y dijo “¿Podemos venderla?”.

Sin otra opción para calmar sus ansias de ir al baño, la modelo tomó el balde de hielos y lo colocó debajo de su enorme vestido.

“Va a suceder, pero alguien necesita poner música porque no puedo dejar que ustedes me escuchen orinar”.


En su momento, Kendall expresó que realmente se sentía incómoda haciendo pipí enfrente de todos: incluso le pidió una disculpa a Prada (firma de su vestido).

“Esto está tan mal que voy a llorar. Esto está tan mal que no puedo. Prada, lo siento mucho”, expresó.


Además, desafortunadamente, su orina no sólo quedó en el balde de hielos. “Hay pipí en mi pie”, comentó Kendall una vez que terminó de hacer del baño y su orina la pasaron a un vaso de café.

No obstante, en el confesionario del reality show, la modelo de 27 años admitió que realmente fue lo mejor que pudo haber hecho.

"La mejor decisión que he tomado, porque no sé que hubiera hecho una vez dentro [del Met]”.


Una vez en la red carpet, Kendall Jenner derrochó glamour y elegancia con su largo vestido Prada, cuya cola abarcó varios escalones. En su momento, nadie hubiera imaginado lo que enfrentó con este look.

Cuéntanos, ¿tú habrías hecho lo mismo que Kendall si hubieras estado en esa situación?


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés