Entretenimiento

Thalía tiene razón (los demás se equivocan): el acierto de su vestido dorado en la fiesta de su abuela

Unos la compararon con su eterna rival Paulina Rubio, algunos censuraron que se vistiera así para un evento en el que se oficiaría una misa. Otros la aplaudieron y la asesora en imagen Daniela Di Giacomo explica por qué.

Llegó a celebrar la centuria de vida de su abuela Eva Mange, pero el vestido dorado de Thalía se convirtió en el protagonista del encuentro familiar y hasta relegó a un segundo plano las diferencias con su hermana Laura Zapata .

Desde el momento en que la cantante descendió de la camioneta que la llevó a la residencia de su hermana en México, las miradas se concentraron en el traje mini de cuello alto -revestido en lentejuelas y pedrería- que refulgía en medio de la sobriedad de la fiesta y de la misa de celebración.

La pregunta retumbó. ¿Debió Thalía evitar el traje el brillo y las lentejuelas para la fiesta diurna?

Al analizar el vestido, la asesora en imagen Daniela Di Giacomo comentó a Univision Entretenimiento que parecía existir un consenso de que Thalía estaba 'overdressed' (demasiado vestida) para la ocasión, pero que también había un reconocimiento de que acudía a una fiesta.

“Ella lo hizo a propósito. Se vistió así para celebrar a su abuela y la abuela como que también estaba consciente”, afirmó Di Giacomo. “Las lentejuelas no son de día, pero eso es un tema de fiestas. Creo que por eso no lo veo tan grave”, agregó.

Aquilatando el revuelo causado por el vestido, la experta en moda observó que con el paso del tiempo se han quebrado las reglas que establecían los códigos de vestimenta estrictos como aquellas normas que prohibían utilizar el blanco en invierno o ponerse brillo de día.

“Ya hoy en día hay menos normas de protocolo y etiqueta. Tú vez como una Halle Berry fue con un vestido corto a los Golden Globes, que es una de las alfombras más importantes del mundo”, apuntaló.


“No tengo nada que criticarle (a Thalía) porque se veía bella. Se veía hermosa”, añadió Di Giacomo.

Quizás por tratarse de un encuentro familiar, el traje fulgurante de la exintegrante del grupo Timbiriche causó conmoción. Pero tampoco es la primera vez que la esposa del empresario de la música Tommy Mottola se arropa de dorado. Cargó con el reconocimiento como una de las mujeres mejores vestidas del Premio Lo Nuestro 2015 por un traje de ese color y también causó sensación con el revelador vestido del diseñador Roberto Cavalli que presumió durante el aniversario de la revista People en el 2012.

El pasado domingo, la propia cumpleañera preguntó a su nieta: "¿Por qué estás tan encuerada?" La cantante y actriz respondió: “Estoy vestidita para ti”, sin anticipar que su selección incendiaría las redes sociales, donde los fanáticos de Thalía se dividieron entre elogios y críticas. En ese intercambio de impresiones, algunas resaltaban que la artista asistía a una fiesta y no a un velorio o un sepelio. Unos pocos criticaban el traje que la cantante mexicana combinó con tacones y aretes grandes, y decían que siempre había tenido mal gusto a la hora de vestir.

Reconociendo la polémica, la presentadora de El Gordo y la Flaca, Lili Estefan, homenajeó a su amiga usando una prenda similar como si -medio broma y medio en serio- respondiera a las personas que catalogaron como inapropiado el traje de Thalía.

“Elegimos un cumpleaños porque ella cumplió 100 años. Ella es muy buena amiga mía, la nieta, y entonces yo aproveché Rauli (Raúl de Molina) y digo ‘déjame ponerme lo que se está usando ahora para ir a los cumpleaños de las abuelas que cumplen 100 años’”, afirmó Estefan al inicio del programa.

Luego, cuando su compañero la comparó con la cantante Paulina Rubio, a quien se le conoce como 'La Chica Dorada', Estefan le respondió: “Ay, por favor… ¡ubícate!"