Realeza

Roban tiara que pertenece a la familia real británica

Aunque las alarmas de la galería en la que estaba la costosa joya se dispararon, los ladrones lograron escapar antes de que llegaran las autoridades.
28 Nov 2018 – 1:10 PM EST

Armada con herramientas eléctricas, una banda de ladrones de alta gama se presentó a The Harley Gallery en Welbeck Estate, una de las grandes haciendas de la realeza británica, y se dirigió a la galería Portland Collection, en donde rompió la caja de cristal blindado en la que se encontraba la tiara de Portland y huyó con ella en un Audi S5 plateado.

Según informó la BBC, el robo de la joya que fuera usada por la duquesa de Portland, Winifred Anna Dallas-Yorke, durante la coronación del rey Eduardo VII en 1902, habría sucedido el martes 20 de noviembre entre las 21:45 y las 22:00 horas.


La tiara de Lady Di y los otros tesoros reales que se ha puesto Kate Middleton

Loading
Cargando galería

El hurto provocó que las alarmas del museo sonaran, sin embargo la seguridad del lugar llegó a la escena 90 segundos después de que los ladrones escaparan, y la policía minutos más tarde.

La tiara de Portland fue diseñada por el joyero de Cartier en 1902 con diamantes que pertenecieron a la familia real desde el siglo XIX y otros en forma de gotas de briolette que, según se informa, eran de origen indio.

Richard Edgcumbe, curador de joyería en Victoria y Albert Museum de Londres, dijo que esta es "una de las grandes tiaras históricas de Gran Bretaña", mientras que otros expertos la califican de ”tesoro nacional”.


La hermosa joya formaba parte de la Portland Collection, galería que se inauguró hace poco más de dos años para compartir con el público una suntuosa coleccion de pinturas, joyas y otras obras de arte recopiladas por los duques de Portland durante más de cuatro siglos.

Además de la tiara , cuenta con más de 5,000 piezas que incluyen obras maestras de Migel Angel y Van Dick, incluso un arete que usó Charles I cuando fue ejecutado en 1649.

A traves de Facebook las autoridades locales indicaron que estudian diferentes pistas, siendo la principal el Audi S5 color plata que encontraron abandonado y quemado a media hora de este museo que está localizado en una finca de 15,000 acres en la parte central de Inglaterra.

Más contenido de tu interés