Entretenimiento

Nunca había escuchado el nombre de Kim Kardashian, pero ahora guarda su foto en la biblia

Con candidez, Alice Marie Johnson, la mujer cuya sentencia el presidente Donald Trump conmutó la semana pasada, reveló que no tenía idea quién era la celebridad que adoptó su causa.
14 Jun 2018 – 6:57 PM EDT

La empresaria Kim Kardashian es una ‘influencer’ a escala mundial y un rentable icono de los programas de telerrealidad. Pero Alice Marie Johnson, la mujer cuya sentencia el presidente Donald Trump conmutó la semana pasada, nunca había escuchado su nombre, ni tenía idea de quien era esa famosa que de pronto había tomado interés en su caso.

Pero una vez descubrió quién era la desconocida, que amasa una legión de más de 60 millones de seguidores en Twitter y 112 millones en Instagram, empezó a comprar todas las revistas a su alcance para conocer a la celebridad que adoptó su causa y que en esa lucha por lograr su excarcelación visitó la Casa Blanca para pedirle al mandatario que le concediera un indulto.

¡Kardashians a la Casa Blanca! ¿Qué cargo desempeñarían?

Loading
Cargando galería

Una semana después de quedar en libertad, Johnson finalmente conoció a Kim Kardashian, en un encuentro que reportó de manera exclusiva el programa ‘ Today’ de la cadena NBC.

La exconvicta, de 63 años, reveló que a ella y a su familia le sorprendió el interés de la esposa de Kanye West, quien pasó de ser una desconocida a una figura central en su vida.

“La palabra gracias no es lo suficientemente grande”, afirmó Johnson.

Después de enfrentar el divorcio, la muerte de su hijo menor, el desempleo y la quiebra, Johnson se involucró en el mundo de las drogas. En el 1997, resulto convicta de cargos de posesión de cocaína y de lavado de dinero. Fue sentenciada a cadena perpetua sin la posibilidad de quedar en libertad condicional, pese a que se trataba de su primera ofensa y de que los delitos cometidos no contemplaban el uso de la violencia. Cumplió 22 años de cárcel.

Con el sabor de la libertad fresco en la piel, Johnson, quien se caracterizó por ser una reclusa modelo, aseguró que agradecerá a Kim Kardasahian y a todas las personas que lucharon por su libertad viviendo una vida ejemplar y uniéndose al movimiento que aboga por una reforma de sistema penitenciario, donde miles de personas afroestadounidenses extinguen penas excesivas por delitos donde no medió la violencia.

También agradecerá a Kim en sus plegarias. La mujer, que se convirtió en abuela y bisabuela en la cárcel, conserva una fotografía de Kim y de su esposo, el cantante Kanye West, en su biblia.

En fotos, la visita de Kim Kardashian a Trump que la llenó de esperanza y optimismo

Loading
Cargando galería

Pese a la suspicacia que ha causado esta cruzada social de Kim, la socialité prometió seguir luchando por las causas justas y enfatizó que su intervención en este caso no tuvo nada que ver con la política, sino que se trató de un asunto de humanidad.

“Espero que esto inspire a más gente”, afirmó una de las estrellas de ‘Keeping Up With the Kardashians’.

Adopta otra causa

No se trata solo de la batalla para reformar el sistema penitenciario, Kim Kardashian también cabildea para cambiar otra estructura: el universo de Twitter.

A través de su cuenta en esta red social, la empresaria de 37 años reveló que durante la fiesta de cumpleaños de su marido, en Wyoming, conversó con el empresario tecnológico y principal oficial ejecutivo de Twitter, Jack Dorsey para que la empresa permita a los usuarios modificar sus tuits. Actualmente, la red social le niega a sus 336 millones de usuarios la posibilidad de editar los ‘posts’ después de su publicación.

“Creo que realmente me escuchó con respecto al botón para editar”, escribió Kim en un mensaje que contaba con 44,000 likes este jueves.

Poco después Dorsey respondió al mensaje, donde había sido tagueado. “ Anotado”, dijo en una ocasión y luego bromeó en otro momento “ ahora veo porque me invitaron”.