null: nullpx
Interés Humano

Indignación en China por una reparación de la Gran Muralla con cemento

La intención era evitar más deterioro de esta obra de 700 años de antigüedad. Pero utilizaron cal, argamasa y concreto. "Realmente fue una remodelación fea", reconoció una oficina gubernamental.
23 Sep 2016 – 5:25 AM EDT

Las autoridades en China están en el ojo del huracán por la fallida remodelación con cemento de una sección de la muy apreciada Gran Muralla, una obra arquitectónica de 700 años de antigüedad.

El proyecto implicó la remodelación de 5 millas (8 kilómetros) de la sección Xiaohekou de la muralla. Los trabajos oficialmente se realizaron para evitar más deterioro causado por la naturaleza.

Reportes indicaron que la sección fue cubierta con arena y otros materiales, protegiéndola pero haciéndola ver como un sendero elevado para bicicletas situado en medio de colinas arboladas.

Pero a la vez, otros reportes lamentaron la incoherencia del proyecto y el uso de varios materiales en diferentes lugares, como cal, argamasa y concreto.

Según el diario El País, las autoridades chinas han abierto una investigación para determinar los posibles daños causados a la Gran Muralla China, patrimonio de la Humanidad protegido por la UNESCO desde 1987.

Ding Hui, jefe de la Oficina de Antigüedades Provinciales de Liaoning, dijo el miércoles que el proyecto concluyó hace dos años y se realizó en tres meses como parte de un plan de remodelación del gobierno, de acuerdo con el diario Beijing News.

"Realmente fue una remodelación fea", reconoció Ding.

El sitio Sina.com fue el primero que publicó las fotografías en las que se ve el resultado de esa reparación, lo que generó polémica en las redes sociales chinas y provocó alarma entre los historiadores por el posible impacto que pueda tener sobre la estructura de la muralla.

Un empleado de la oficina de legado cultural de la provincia de Suizhong declaró al sitio Sina.com que "la intención inicial fue hacer más cómodo para los turistas caminar sobre la muralla".

La sección de la muralla construida durante la Dinastía Ming en 1381 está en el condado de Suizhong, en Liaoning, frontera con la provincia de Hebei.

Los cálculos sobre su longitud varían, pero de acuerdo con la UNESCO, mide más de 12,500 millas (20,000 km).

Un funcionario de la Oficina de Cultura en la ciudad de Huludao, que supervisa Suizhong, dijo por teléfono que el plan de remodelación fue aprobado por la Administración Estatal de Reliquias Culturales.

"La vieja muralla estuvo muy dañada durante mucho tiempo y el trabajo de remodelación fue realizado con la intención de evitar que se viniera abajo y fuera barrida por la lluvia", dijo el funcionario, quien no dio su nombre debido a que no estaba autorizado para hablar con la prensa.

RELACIONADOS:Interés HumanoChinaMundo
Publicidad