Trump debería tratar a las mujeres "con más respeto", dicen Bill y Melinda Gates

El matrimonio más rico del mundo se queja de la política de 'Estados Unidos primero' que defiende el presidente Trump. "Los estadounidenses también saldrán perjudicados", escriben en la carta anual de su fundación.

"Me encantaría que nuestro presidente tratara a las personas, especialmente a las mujeres, con más respeto en sus discursos y sus tuits". Lo dice Melinda Gates, que junto a su marido Bill, firmaron este martes la carta anual de su gigantesca fundación. El matrimonio, que gracias a Microsoft amasó la mayor fortuna del mundo, no ahorra críticas contra el presidente estadounidense.

"Todos los individuos merecemos ser respetados, con independencia de la raza, religión, orientación sexual y género; forma parte de la esencia de nuestro país. El presidente tiene la responsabilidad de dar buen ejemplo", se lee en la carta.

El documento también critica la idea de 'Estados Unidos primero' que defiende el presidente Trump. Los Gates están en contra del recorte en ayuda exterior y de la reducción de inversiones en los países con más pobreza – como pide la propuesta de presupuesto de la Casa Blanca–, ya que consideran que perjudica la seguridad global.

"La visión del mundo del presidente Trump de 'Estados Unidos primero' me parece preocupante (...) En mi opinión, tener en cuenta el mundo entero, en vez de olvidarlo, ha demostrado, con el tiempo, ser positivo para todos, incluidos los estadounidenses", escribe el fundador de Microsoft.


Los Gates, que lideran una de las mayores fundaciones del mundo, dicen que quieren hacerle más caso a Estados Unidos y a los problemas de desigualdad que el país arrastra pese a ser la nación más rica del mundo.

Para el matrimonio multimillonario, en Estados Unidos el ascensor social no funciona suficientemente bien. Dicen que están demasiado relacionados los problemas educativos, laborales y de vivienda con la raza, la salud mental y el encarcelamiento.

Pese a las críticas, los Gates se declaran optimistas y tienden la mano al gobierno. "A pesar de que compartimos mucho menos con el gobierno actual que con otros con los que nos hemos reunido, creemos que sigue siendo importante trabajar conjuntamente siempre que sea posible".