null: nullpx
CityLab Vida Urbana

Mapa: las calles más estresantes desincentivan el ciclismo urbano

Un condado cerca de Washington está usando datos sobre el estrés causado por el tráfico aumentar el uso de bicicletas.
Logo CityLab small
18 May 2016 – 10:34 AM EDT

Pocas vías para ciclistas en Washington DC están totalmente protegidas del tráfico. De hecho, están atestadas de automovilistas acelerados, la gente andando en marcha atrás en carros desde las entradas de sus casas y ciclovías que continuamente cambian, si es que existen en primer lugar. Como alguien que va a su trabajo todos los días en bicicleta, puedo dar fe de que estos factores pueden hacer que el ciclismo sea bastante terrorífico y esto, a su vez, disuade a muchas otras personas de practicarlo. Y las investigaciones demuestran que menos ciclistas significan calles más peligrosas.

Justo al norte de Washington DC, los planificadores del transporte en el condado Montgomery, en Maryland, están empleando un enfoque sistemático para acabar con este ciclo vicioso. Con su nuevo Bicycle Stress Map (Mapa del Estrés en Bicicleta) los planificadores del condado han cuantificado y trazado en mapas el “nivel de estrés causado por el tráfico” de la red de vías dedicadas a ciclistas en el condado. Asignaron un valor numérico y un color correspondiente a cada calle y pista para ciclistas.



Basados en una metodología desarrollada por Peter Furth, un investigador del transporte basado en la Universidad Northeastern, los planificadores calcularon los valores “estresantes” para ciclistas de diferentes vías. En cada una de ellas tomaron en cuenta la velocidad y volumen del tráfico, junto con la cantidad y el ancho de pistas para autos y bicicletas. Además, incluyeron otros factores como el índice de rotación de espacios para estacionarse, la facilidad con la que se cruza intersecciones y otras características.

Según este criterio, una calle residencial tranquila con un límite de velocidad bajo, abundantes en el condado Montgomery, recibiría la calificación de poco estresante (color azul) y se consideraría lo suficientemente cómoda para la mayoría de los adultos y niños que montan bicicleta. En el otro extremo “estresante” se encontraría un bulevar ancho de múltiples sendas con un límite de velocidad de 40 millas por hora. Incluso con un carril para ciclistas, dicho bulevar sería calificado como muy estresante (color rojo) y tal vez disuada a todos menos los ciclistas más entusiastas.

Los ciclistas pueden ajustar el mapa para ver las calles que se ajustan a sus niveles particulares de comodidad. Y los planificadores locales de transporte están usando el mapa a medida que desarrollan el plan maestro de ciclismo para el condado. Tal como se explica en el sitio web del mapa: “Cuando una calle tiene un nivel moderado o alto de estrés, tal vez sea una señal que la infraestructura para bicicletas —como carriles separados para el ciclismo o senderos de uso compartido— sea necesaria para que [entonces] la calle sea un lugar cómodo para navegar en bicicleta para más personas”.

El mapa sí deja una cosa increíblemente clara: la mayoría de las estaciones del Metro en el condado Montgomery son accesibles sólo a ciclistas que pueden tolerar niveles relativamente altos de estrés. Lo mismo es cierto en cuanto a las estaciones para compartir bicicletas (Capital Bikeshare) aunque éstas no se pueden ver en el mapa. Al trabajar con el mapa y los datos subyacentes, Stephen Tu (planificador del condado Montgomery) y Alex Rixey (quien trabaja en Fehr & Peers, una consultora especializada en el transporte) han identificado varias calles que sólo provocan una cantidad moderada de estrés. Al agregarles a estas calles sólo unas cuentas conexiones bajas en estrés (probablemente en forma de carriles para ciclistas protegidos), ya los ciclistas podrían contar con conectividad y accesibilidad expandidas a las estaciones del Metro y las estaciones donde se comparten bicicletas. Si bien el trabajo de este dúo aún está en la fase preliminar, señala un enfoque más basado en datos a la hora de crear planes fiables de tránsito para los ciclistas.

“Saber el nivel de estrés causado por el tráfico te da una forma de evaluar qué tan exitosos serán tus proyectos de infraestructura para bicicletas”, le cuenta Rixey a CityLab. “Podemos demostrar qué tipo de conectividad se puede obtener de unos cuantos millones de dólares invertidos”.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés en CityLab.com.

Publicidad