CityLab Vida Urbana

Las calles nocturnas de Tokio capturadas al estilo de Blade Runner

De día, Liam Wong es un director de arte para una compañía que produce videojuegos. De noche, fotografía el color y el caos de la ciudad más grande del mundo.
Logo CityLab small
2 Jun 2016 – 9:38 AM EDT

Una noche en Kabukichō —la zona roja de Tokio— Liam Wong sacó una foto (la de arriba) que cambió cómo él veía a la ciudad: un taxi está estacionado delante de un “hotel del amor”, un lugar donde las parejas que buscan unas cuantas horas de privacidad pueden alquilar habitaciones (las cuales vienen con todo tipo de comodidades). Mientras que el taxista espera a sus clientes, su cara expectante es iluminada por la luz dentro del taxi, ofreciendo un contraste marcado por la oscuridad de afuera.

Capturar este momento aparentemente mundano al visitar a Tokio a principios de 2016 inspiró a Wong, quien de día trabaja como director de arte para una empresa en Montreal que produce videojuegos. Desde entonces, durante las semanas en que estuvo en la capital japonesa salía a la calle cada noche con una cámara DSLR nueva con la esperanza de documentar el color y caos en los recovecos ignorados de la ciudad.

“Todos los días pasamos por el lado de tantas personas en nuestras vidas diarias. Pasamos caminando las cosas que consideramos como mundanas, como callejones, letreros y escaparates de fachada”, le dijo a CityLab mediante un correo electrónico. “Las cosas interesantes están sucediendo todo el tiempo, pero creo que no nos detenemos para apreciarlas como debemos. Esa belleza nos rodea, incluso en los rincones más oscuros de una ciudad”.

Mientras que estuvo explorando Tokio, una cosa que observó fue lo rápido que se llenaban completamente las calles de paraguas cada vez que llovía. Parecía que los lugareños siempre tenían un paraguas a la mano, mientras que Wong con frecuencia encontraba que estaba desprevenido. “Hay un arte en cuanto al uso de paraguas en Japón”, dice. “Los paraguas pasan sin chocar: arriba, abajo, arriba, abajo, subiendo y bajando en una corriente rítmica”. Muchas de sus fotos (tal como la que está abajo capturan su fascinación con estas ondas casi coreografiadas dentro de un mar de paraguas.

En la serie de fotos de Wong, Tokio se parece mucho a la Los Ángeles futurista representada en Blade Runner una película de 1982 dirigida por Ridley Scott. No es casualidad: Wong es un fanático de Syd Mead, el diseñador detrás de la metrópolis de neón de la película. “Su uso de color, contraste y composición a lo largo de todo su portafolio es impresionante”, dice Wong. Entre las otras películas que han influenciado sus fotos están Entra al vacío de Gaspar Noe, 2046 y Deseando amar de Wong Karwai y Oldboy de Park Chan-wook.


La aceptación de esta serie de fotografías en las redes sociales ha sido “bastante abrumadora, pero tan motivadora”, dice Wong. Ahora está tratando de consolidar las fotos —algunas de las cuales se muestran abajo— en un libro. Sus otras obras de Tokio y otros lugares se pueden apreciar en su página de Instagram.






Este artículo fue publicado originalmente en inglés en CityLab.com.


Publicidad