null: nullpx
Camionetas

En Puerto Rico se necesitan más off-roaders

La devastación de Puerto Rico tras el paso del huracán Maria no tiene precedentes. La recuperación completa de la isla tomará años. Pero por ahora el reto mayor no es la falta de suministros sino la dificultad de la distribución de los mismos.
28 Sep 2017 – 3:14 PM EDT

La buena noticia ante esta desgracia es que no han faltado envíos de ayudas humanitarias de todas partes del mundo. La mala noticia es que toda la ayuda se encuentra estancada en los puertos por la destrucción de las vías de comunicación.

El reportero de CBS News David Begnaud publicó un video desde el puerto en San Juan en su cuenta de Twitter mostrando más de 3,000 contenedores de suministros que aguardan ser distribuidos.

Begnaud inidicó que dichos contenedores tienen todos los suministros necesarios para ayudar a los más afectados en la isla. El problema es que el gobierno no ha podido comunicarse con camioneros para poder cumplir con las labores de distribución.

“La destrucción de la infraestructuras y vías de comunicación ha hecho imposible organizar la distribución de las toneladas de suministros que han llegado a los puertos” dijo una superviviente.

Los daños a las pistas y a los sistemas computarizados de comunicación están siendo resueltos lentamente. Mientras tanto, empresas privadas extranjeras operadoras de navíos están tratando de organizar -a distancia- a camioneros en la isla para distribuir los bienes.

En base a la experiencia observada la semana pasada en México tras el terremoto, una alternativa para la distribución de los suministros es el apoyo de la comunidad off-road puertoriqueña, la cual es relativamente grande en la isla.

Traté de comunicarme por teléfono con algunos grupos y tiendas de accesorios off-road en Puerto Rico, pero ninguna las de las llamadas se pudo concretar porque las torres fueron tumbadas y hasta el momento que escribí estas líneas esos canales de comunicación no se habían reestablecido.

Otro de los graves problemas que enfrentan los puertorriqueños en este momento es la distribución de combustible. Sabemos que esta es una de las mayores preocupaciones por todos debido a la dependencia de este.

Una vez que los caminos sean liberados de escombros y reconstruidas a un estado transitable por los grandes camiones todos estaremos más tranquilos. Por ahora solo podemos hacer un llamado a la comunidad off-road de Puerto Rico para que ayude a la distribución de suministros de primera necesidad y medicinas a los lugares menos accesibles y necesitados de la isla.

Estaremos pendientes

Más contenido de tu interés