Bentley

Bentley muestra el 'futuro del lujo' con mayordomo holográfico incluído

Según el fabricante inglés "El Futuro del Lujo" da por descontada a la conducción autónoma y se centra en la experiencia de los pasajeros.
12 Abr 2016 – 10:31 AM EDT

Imaginar cómo será el futuro de la movilidad no es monopolio de la ciencia ficción. De hecho, desde la infancia del automóvil los fabricantes automotrices gastan incontables horas e invierten copiosos recursos haciendo precisamente eso, una actividad que es fundamental para el avance tanto de la disciplina del diseño automotriz como de las tecnologías envueltas en la disciplina.

Hoy Bentley nos presenta su visión del futuro a 20 años, en la que da por descontado a la conducción autónoma al punto de que la cabina que mostró no cuenta con un área para el conductor, el que hasta ahora ha sido uno de los espacios más especializado, interesantes y difíciles de diseñar en la cabina de un vehículo.

En su lugar Bentley nos muestra una interesante redefinición de la ubicación de los pasajeros del Bentley imaginario de 2036 en un concepto al que llaman "El Futuro del Lujo" en el que dos sofas enfrentados vis-a-vis acomodan a los pasajeros en un área donde la tecnología suplementa al lujo de una manera natural e intuitiva y cuyo máxima expresión es el holográma de un mayordomo, como una manera de humanizar y avanzar el concepto del asistente virtual o de darle una cara a Siri.


Otros detalles como paneles sensibles al tacto insertados en las puertas para controlar diversos sistemas dentro del vehículo se sienten más realizables al corto plazo, pero nadie debería esperar ver las tecnologías que esta cabina concepto adelanta en un Bentley, o en cualquier otro auto de lujo, en un futuro cercano.

"El Futuro del Lujo" fue el fruto del trabajo del equipo de diseño de Bentley liderado por Stefan Sielaff, quien anteriormente trabajó en la diagramación de interiores de coches para Volkswagen, Audi y Mercedes-Benz y quien dirige los destinos del diseño de la marca inglesa desde el año 2015.