null: nullpx
Asesinatos

Asesinan a siete miembros de una familia en violento fin de semana en México

El ataque a dos casas y un enfrentamiento en Guerrero dejaron por lo menos una docena de muertos; en Michoacán abandonaron nueve cuerpos calcinados.
31 Jul 2016 – 9:24 PM EDT

Miembros de otra familia fueron atacados hasta la muerte en territorio mexicano este fin de semana. Esta vez, las autoridades encontraron siete cadáveres en dos casas contiguas en el poblado de Tepecoacuilco del municipio de Valerio Trujano, en la sureña entidad de Guerrero. A este se sumaron otros hechos violentos en el país.

Roberto Álvarez Heredia, vocero de seguridad local, informó que los vecinos contaron que escucharon disparos entre las 3:00 y las 4:00 de la madrugada del sábado, pero que el temor les impidió dar parte a las autoridades.

Una vez que amaneció, los agentes del orden fueron notificados y acudieron a dos casas contiguas del barrio Las Brisas. En el interior de ambas encontraron los cadáveres, entre los que había menores de edad.

Enfrentamiento deja cinco muertos

Por otro lado, un enfrentamiento con las fuerzas federales en Chilapa, también en Guerrero, dejó muertos a cinco presuntos delincuentes.

Cabe recordar que en esa misma localidad fueron asesinados tres policías federales mientras comían en un mercado.

Chilapa, punto clave para el control de amapola, se encuentra en una entidad en disputa por grupos criminales, principalmente por los llamados Rojos y los Ardillos.

Las autoridades admiten que Guerrero tiene una de las tasas de homicidios más altas de todo el país.

Diez cuerpos calcinados en Michoacán

Los cuerpos de 10 personas fueron encontrados calcinados en una camioneta en el poblado de San Juan Tararameo, en las orillas del lago de Cuitzeo, en Michoacán, entidad vecina a Guerrero.



Inicialmente se había informado de nueve víctimas, pero más tarde, las autoridades elevaron la cifra.

Las primeras investigaciones arrojan que el asesinato múltiple pudo deberse a las disputas por el control del robo de combustible, pues a pocos metros de los cuerpos se encontraban varias tomas clandestinas de ductos de gasolina de Petróleos Mexicanos (Pemex).

También el vehículo estaba calcinado.

Cifras oficiales indicaron que México registró un repunte en la tasa de homicidios el año pasado.

Lea también:


Publicidad