null: nullpx
Explosiones

Justicia espera por Ahmad Rahami, sospechoso de los bombazos en Nueva York y Nueva Jersey

Sin su presencia, una corte atendió este martes la audiencia por la custodia de su hija con María Mena. También se pospuso la que sería su primera comparecencia ante una jueza por los cargos criminales que se le imputan. El hombre de 28 años, "no mejora".
28 Sep 2016 – 8:00 PM EDT

NEW BRUNSWICK, Nueva Jersey. - La audiencia por la custodia de la hija que procrearon la dominicana María Mena y Ahmad Khan Rahami, sospechoso de las bombas del sábado 17 de septiembre en Nueva Jersey y Nueva York, sería este martes a las 10:00 a.m. en la sala 201 de la Corte de Familia de Middlesex en New Brunswick, Nueva Jersey.

Él no comparecería -por su cuadro clínico tras su intercambio de disparos con la policía de Linden, Nueva Jersey el pasado lunes 19 de septiembre que lo mantiene en el Hospital Universitario de Newark- pero había posibilidad de que ella sí lo hiciera.

La audiencia emergencia se fijó luego de que Mena le solicitara el martes pasado a una corte de Nueva Jersey la custodia total de la que hija que tuvieron juntos producto de su noviazgo en escuela secundaria. Ese mismo martes, la corte respondió suspendiendo el tiempo de visita de Rahami a la niña y prohibió cualquier contacto mientras se efectuaba una audiencia emergencia.

Una semana después, al filo de la 1:00 de la tarde, Mena llegó y tomó asiento frente a la puerta de la sala 402 donde el juez John A. Jorgensen atendería la audiencia sobre la custodia de su hija.

Su abogado, Kevin T. Flood, llegó poco después, la saludó y juntos entraron a un ‘conference room’ cerca de la sala.

“No estaremos dando declaraciones en este momento. Pedimos privacidad”, estableció Flood a Univision Nueva York antes de entrar a sala.

Poco después de la 1:30 de la tarde, Flood y Mena entraron a la sala de Jorgensen donde estuvieron menos de 15 minutos. A su salida de la corte y en una posterior conversación telefónica, Flood no confirmó ni negó que se hubiese llevado a cabo la audiencia y si se efectuó, cuál fue el saldo.


En suspenso el caso nivel estatal

Este miércoles, por otro lado, se llevaría a cabo una audiencia en la Corte Superior del condado Union en torno a los cinco cargos criminales que Rahami enfrenta por intento de asesinato a los policías que lo capturaron el 19 de septiembre.

“La audiencia se pospuso hasta que su condición médica mejore. En ese momento, una nueva fecha se fijará”, expuso Sandra Thaler-Gerber, enlace con la prensa de la corte Superior del condado Union.

Esta hubiese sido la primera comparecencia de Rahami en la corte.

Al pedirle detalles concretos sobre la salud del afgano naturalizado estadounidense, Thaler-Gerber manifestó: “Solo te puedo decir que no ha mejorado”.

La familia de Rahami recurre a ACLU

En declaraciones a la agencia Prensa Asociada, Udi Ofer, director ejecutivo de la Unión Americana de Libertades (ACLU, por sus siglas en inglés) en Nueva Jersey, alegó que la familia de Ahmad Khan Rahami habló por primera vez con los doctores que lo atienden, luego de que la organización se involucrara en el caso.

El lunes, ACLU de Nueva Jersey difundió un comunicado en el cual denuncia que tanto el Departamento de Justicia de Estados Unidos como la Oficina del Fiscal del condado Union “continúan negándole” al acusado Rahami el derecho a un abogado.

Alexander Shalom, abogado de ACLU-NJ, declara en ese documento que es “extremadamente perturbador” que los abogados de Rahami no hayan podido verificar la condición de salud y el nivel de consciencia de su cliente.

Fue Shalom quien sometió un documento judicial en el cual se estipula que el padre y la esposa de Rahami le pidieron a ACLU que lo representara mientras le nombran un defensor público federal u otro abogado.

ACLU indica que la Fiscalía del condado Union “ha impedido que su defensor público local constate la condición médica de su cliente”, basándose en el alegado estado “inconsciente” de Rahami que impide que se ejecute una orden de arresto.

La Fiscalía de Estados Unidos afirma que como Rahami no está todavía bajo custodia federal, no tiene derecho a reclamar representación legal.

Pero Udi Ofer advirtió que negarle a un acusado consejería legal representa una violación a la Constitución y “sacrifica las libertades civiles en nombre de la seguridad nacional”.

Vea también:


Más contenido de tu interés