null: nullpx
Salud Mental

Alcaldes "azules y rojos" pactan en Nueva York para mejorar los servicios de salud mental

La primera dama de la ciudad de Nueva York, Chirlane McCray, fue quien les lanzó el reto que ahora conlleva reclutar a otros 300 que cumplan con ese compromiso hacia sus constituyentes.
16 Nov 2016 – 10:21 PM EST

MANHATTAN, Nueva York.- Ante líderes demócratas y republicanos de más de 27 estados y 60 ciudades de EEUU, la primera dama de la Ciudad de Nueva York, Chirlane McCray llamó a crear una coalición para la reforma del sistema de servicios de salud mental a nivel nacional.

Durante la conferencia nacional de salud mental “Cities Thrive”, que se realizó el 14 y 15 de noviembre en la escuela de leyes de la Universidad de Fordham, en Manhattan, McCray convocó a legisladores y profesionales médicos para gestionar desde sus localidades una coalición de 300 ciudades para 2018. La Primera Dama consiguió el martes el compromiso oficial de los alcaldes de 26 ciudades, incluyendo Boston, Orlando y Filadelfia.

Por ahora, cada miembro fundador de la coalición buscará la colaboración de por lo menos cinco ciudades o condados más para alcanzar los 300 miembros para 2018. La iniciativa pide a los participantes impulsar cada año algún programa para reforzar los servicios de salud mental en sus localidades.

“Así sean ciudades y estados rojos o azules, estamos construyendo una coalición de líderes comprometidos con un futuro en el que obtener ayuda médica para la ansiedad sea tan fácil como tratar una alergia”, dijo McCray.

Enfatizó en su ponencia que la colaboración de demócratas y republicanos demuestra que, incluso en un momento de polarización a una semana de las elecciones presidenciales, la reforma de la salud mental sigue siendo un asunto con “amplio apoyo bipartidista”.

“Cuando te unes a una coalición, no estás hablando sólo en nombre de tu ciudad, estás hablando en nombre de un movimiento y eso significa que tu mensaje tendrá más probabilidad de que sea escuchado”, expresó.

El alcalde republicano de la ciudad de Oklahoma y presidente de la Conferencia de Alcaldes de los Estados Unidos, Mick Cornett, celebró el liderazgo de McCray.

Recientemente, Cornett y el alcalde Bill de Blasio, además de una decena de alcaldes del país, pidieron al nuevo Congreso prestar atención a los asuntos de justicia social, seguridad, educación y de salud en sus ciudades, haciendo énfasis en la salud mental.

McCray destacó que la crisis de salud mental es “demasiado grande” para que una ciudad pueda superarla por sí misma, pues “vivimos en una sociedad que todavía habla sobre las enfermedades mentales y el abuso de sustancias en susurros”.

En octubre, durante el lanzamiento del programa NYC Well en Queens, la doctora María A. Oquendo, presidenta de la Asociación Americana de Psiquiatras, comentó que actualmente uno de cada cinco neoyorquinos sufre algún tipo de problema mental.

Para hacer frente a la crisis en la ciudad, McCray lanzó el programa ThriveNYC en noviembre de 2015, que se compone de 54 iniciativas e involucra a varias agencias públicas para erradicar el estigma en torno a las enfermedades mentales y el abuso de sustancias.

De Blasio dijo que “estamos a punto de entrar en un territorio inexplorado”, en referencia a la administración del presidente electo Donald Trump, pero confió en que la colaboración bipartidista “puede ser una de las respuestas”.

Vea también:


Más contenido de tu interés