Inmigrantes indocumentados

“Yo no estuve a favor de Trump”, dice el ministro indocumentado que lucha contra deportación

Jorge Ramírez Navarrete, quien se encuentra bajo custodia migratoria desde el 31 de mayo, aclaró que jamás simpatizó con las políticas del presidente Trump, como reportó la prensa. Su defensa trata de que se le fije una fianza para que enfrente a su caso al lado de su familia.
8 Jul 2017 – 3:36 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.- Tras desatar un acalorado debate sobre sus preferencias políticas, Jorge Ramírez Navarrete, el ministro indocumentado que enfrenta un proceso de deportación y que ha estado bajo custodia migratoria en California desde el 31 de mayo, aseguró en una entrevista que jamás apoyó al presidente Donald Trump, ni le pidió a su hija que votara por éste.

Un diario de San Diego reportó que Ramírez Navarrete, quien llegó a Estados Unidos desde que tenía 11 años y quien ha sido ministro en una iglesia protestante, incluso en detención seguía respaldando la agenda de Trump. Y su esposa, Silvia Rodríguez, declaró a Univision Noticias que su familia se declaraba republicana, en base a sus creencias religiosas conservadoras y por oponerse al aborto.

Pero en una entrevista con el reportero Jaime García en el centro de detención para inmigrantes Otay Mesa, en el condado de San Diego, el ministro expresó que es un “cristiano conservador”, pero que no simpatiza con las políticas de Trump. “Yo no estuve a favor de Trump (…) Nunca”, dijo.

“Que yo sea conservador no quiere decir que yo estoy de acuerdo con lo que él (Trump) dice”, agregó.

Su abogado, Rubén Salazar, afirmó que su cliente, quien ha sido ministro de música en la iglesia apostólica ‘Foundation of Praise’, tampoco le pidió a su hija que votara por el republicano. El litigante mencionó que Ramírez Navarrete sufre tras las rejas como muchos indocumentados.

“Este es un trágico ejemplo de las consecuencias por las políticas migratorias de Trump”, dijo el abogado, agregando que su defendido ha sido “criminalizado” y “satanizado”.

“La Patrulla Fronteriza lo vigiló por varios días. ¿Por qué están gastando tanto dinero en él que no es un criminal? Entró legalmente a Estados Unidos, tiene 30 años en este país y es padre de tres estadounidenses. Él compró una casa, paga sus impuestos y es un hombre religioso”, indicó.

Ramírez Navarrete expresó que una de sus principales preocupaciones es el sostenimiento de su familia, que dependía de su sueldo como instalador para una compañía de televisión satelital. “Es muy doloroso pensar que mi familia está sola”, expresó.


En fotos: La vida en el centro de detención de inmigrantes más grande de California

Loading
Cargando galería

Él había sido fichado por las autoridades migratorias en diciembre de 2016, según su esposa. Su estatus salió a la luz cuando intentó tramitar unos permisos en la empresa donde trabajaba. Él había perdido su empleo y fue detenido en ese entonces, pero tras el paso de 24 horas fue liberado, ya que bajo las leyes migratorias de la administración Obama su caso no era prioridad.

La Patrulla Fronteriza, que lo detuvo el 31 de mayo al salir de su casa en San Diego, no ha aclarado por qué lo puso bajo custodia. “Ahora corresponde a un juez de inmigración determinar si es deportado”, señaló la agencia federal en un breve comunicado.

El abogado Salazar indicó que no podía más detalles del caso. Su estrategia es que en una audiencia en la corte el 17 de julio se le conceda a su cliente pagar una fianza para continuar su proceso al lado de su familia. “Hemos probado que él no es un peligro para la comunidad”, dijo el litigante.


Más contenido de tu interés