null: nullpx
Asesinatos

Pandillero de la Mara Salvatrucha es declarado culpable de la violación y asesinato de una niña de 13 años en Los Ángeles

Jorge Palacios, de 39 años, fue declarado culpable de la muerte de Jacqueline Piazza, una menor de 13 años, cuyo cadáver fue hallado en 2001 en un parque de Los Ángeles. La víctima, según la Fiscalía, fue violada y asesinada por presuntos miembros de la pandilla Mara Salvatrucha (MS-13) quienes actuaron bajo órdenes de Palacios.
2 Mar 2018 – 07:43 PM EST
Reacciona
Comparte
Un pandillero de la Mara Salvatrucha, una de las bandas más grandes de Estados Unidos. Crédito: Univision

LOS ÁNGELES, California.– La Oficina del Fiscal de Distrito del condado de Los Ángeles anunció este viernes que Jorge Palacios, un miembro de la pandilla Mara Salvatrucha (MS-13), fue declarado culpable por el asesinato en 2001 de una niña de 13 años, quien antes de morir fue violada.

La Fiscalía estableció que Palacios, de 38 años, habría ordenado el asesinato de la menor Jacqueline Piazza hace casi dos décadas. Su orden fue ejecutada, según la acusación, por tres miembros de la pandilla MS-13 identificados como Rogelio Contreras, Melvin Sandoval y Santos Grimaldi, de 40, 38 y 35 años respectivamente.

Los tres sospechosos, quienes enfrentan cargos en un juicio separado, presuntamente secuestraron a la niña y la transportaron en la cajuela de un carro a una zona remota del parque Elysian donde fue violada y asesinada, según los datos presentados por los procuradores.

El cadáver desnudo de la pequeña víctima fue descubierto el 28 de junio de 2001 con dos disparos en la cabeza, pero el caso permaneció sin resolverse hasta 2012 cuando los detectives al frente de la pesquisa descubrieron unas denuncias que vinculaban a los pandilleros con la muerte de Piazza.

La detención de los presuntos asesinos se logró a través de la colaboración entre los agentes de la división de Robo y Homicidio y el Departamento de Pandillas y Narcóticos.

Aunque el comunicado de la Fiscalía no precisa por qué la menor de edad fue blanco de ese mortal ataque en 2001, un reportaje publicado por el periódico Los Angeles Times indica que Palacios consideraba a la niña una amenaza a sus operaciones delictivas.

La noche del homicidio, señala el reporte, Palacios y su pareja en aquel entonces golpearon a Piazza antes de entregarla a los otros tres sospechosos.

La fiscal Rachel Green dijo al jurado que Palacios "tenía un problema" con la víctima de 13 años y "consideró que tenía la solución perfecta".

Green además señaló durante el juicio que la adolescente no era miembro de ninguna pandilla. "Con tan solo verla se sabía que era una niña normal, no una pandillera", expuso la fiscal.

Lawrence Forbes, el abogado defensor de Palacios, intentó argumentar que su cliente no ocupaba un rango suficientemente alto dentro de la MS-13 para ordenar la ejecución de alguna víctima. El pandillero se habría unido a la organización delictiva para "evitar el pago de impuestos" en las drogas que vendía, dijo Forbes.

No obstante, el jurado declaró a Palacios culpable de un delito por asesinato en primer grado y un cargo por secuestro para cometer una violación. Asimismo, el panel fijó como válidas las circunstancias especiales agregadas a la imputación formal, las cuales establecían que el crimen ocurrió en la comisión de una agresión sexual y actos lascivos a un niño.

El acusado también fue señalado por cargos relacionados con las armas y actividades de pandillas.

Palacios podría ser condenado a cadena perpetua y deberá comparecer ante los tribunales nuevamente el próximo 11 de abril. El juicio contra los tres presuntos cómplices del asesinato de Jacqueline Piazza comenzará la fase de los argumentos finales este lunes 5 de marzo.

Loading
Cargando galería
Cargando Video...
Investigadores revelan sorprendentes detalles sobre la estructura y el modus operandi de la MS-13
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés