Incendios

Centenares de evacuados por el incendio forestal en Los Ángeles regresan a casa

Más de 500 desalojados por el incendio forestal "San Gabriel Complex" en Los Ángeles pudieron regresar a casa este miércoles. A pesar de los avances, el fuego que arde por tercer día consecutivo solo ha sido contenido en un 10% y más de 200 habitantes siguen evacuados.
22 Jun 2016 – 10:43 AM EDT

LOS ÁNGELES, California.- Más de 500 residentes de Duarte, evacuados por el incendio forestal “San Gabriel Complex” en el Bosque Nacional, pudieron retornar a sus hogares este miércoles, según confirmaron las autoridades del sur de California en una rueda de prensa que se llevó a cabo esta mañana.

David Holm, del Departamento del Sheriff del Condado de Los Ángeles, anunció la suspensión de la orden de evacuación para las residencias ubicadas al norte de Royal Oaks Drive, al este de Greenbank Avenue y al oeste de Encanto Parkway. El nuevo anuncio afecta a aproximadamente 534 habitantes de la ciudad de Duarte. Personas que regresen a casa esta tarde deben presentar su identidad, explicó Holms.

El uniformado también añadió que más de 200 personas—principalmente en Azusa y algunas áreas de Duarte—permanecen bajo orden de desalojo hasta nuevo aviso.

Una reunión comunitaria se llevará a cabo a las 7 de la noche en las instalaciones de North View Middle School (1401 Highland Ave, Duarte, CA 91010) para brindar nueva información a los habitantes que continúan desalojados.

Más de 1,000 bomberos luchan contra el incendio “San Gabriel Complex” en el Bosque Nacional Ángeles, que arde desde el pasado lunes y ha calcinado 4,900 acres de terreno. Autoridades a cargo del operativo para controlar el avance del fuego informaron, este miércoles, que las llamas se han logrado contener en un 10% y que las evacuaciones en Duarte y Azusa permanecen en vigor.

Mike McCormick, un capitán con el Departamento de Bomberos del Condado de Los Ángeles, verificó que las labores para acorralar las llamas y obstruir su marcha rumbo a las comunidades aledañas, habían progresado durante la jornada del martes.

El funcionario añadió que aproximadamente 1,400 rescatistas permanecían en la escena como parte del operativo que además incluye refuerzos aéreos.

Órdenes de evacuación para los habitantes de Azusa y algunas zonas de Duarte continúan vigentes y McCormick especificó que al menos 858 residentes han sido desplazados desde que comenzó el siniestro. Las localidades de Bradbury y Monrovia están bajo alerta, ya que el frente del incendio podría desplazarse en dirección noroeste lo que pondría a ambas ciudades en la trayectoria de las llamas.

Agentes del departamento del sheriff también forman parte del operativo y siguen patrullando las vecindades afectadas por las evacuaciones.

Dos albergues continúan activos en la región para ayudar a las familias desplazadas. El primero está situado en las instalaciones del Centro Comunitario Duarte (1600 Huntington Drive) y el segundo en el Parque Memorial (320 N. Orange Ave).

Un bombero y un miembro del sheriff fueron auxiliados el lunes por lesiones menores relacionadas al agotamiento por calor. No se han reportado más lesionados en la zona.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS) anticipa una disminución en las altas temperaturas—que han afectado el incendio “San Gabriel Complex” en el sur de California y otros fuegos en Arizona y Nuevo México—a partir de este miércoles.

Una alerta por calor extrema está en vigor hasta las 8 de la noche para el Valle de Coachella y la zona de San Gorgonio Pass, según informó NWS.

Los meteorólogos indican que una nueva ronda de temperaturas elevadas podría cruzar el sur de California a partir del próximo domingo. El calor extremo ha dejado un saldo de fallecidos en el estado de Arizona.


Lea también:


RELACIONADOS:IncendiosCaliforniaEEUUEvacuacionesSucesos

Más contenido de tu interés