null: nullpx
Armas

“Armas por Haití”, el anuncio que publicó el editor de un periódico en Los Ángeles para obtener un arsenal

David “Doc” DeMulle, editor en jefe del diario comunitario The Foothills Paper, tenía en su casa 25 armas de fuego y “cientos de miles de municiones”, según la Fiscalía federal. Un juez lo sentenció a pasar 41 meses en una prisión.
27 May 2017 – 1:04 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.- El editor en jefe de un periódico comunitario en Los Ángeles, California, publicó un anunció que despertó el interés de las autoridades. “Armas por los damnificados del terremoto de Haití”, decía el aviso, prometiendo destinar los fondos generados por los donativos a un grupo que ayudara a los afectados por el sismo ocurrido en ese país caribeño en 2010.

Lo que no anticipó David “Doc” DeMulle, director del diario The Foothills Paper, es que la Policía de Los Ángeles (LAPD) y la Agencia federal de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF) se enterarían de tan peculiar campaña de recaudación, ni que enviarían a un par de espías para confirmar que era real.

“Los agentes encubiertos del LAPD respondieron al anuncio y entregaron dos armas de fuego a DeMulle, quien las aceptó ilegalmente”, cita un comunicado del Distrito Central de California de la Fiscalía federal.


Al revisar la casa del editor, en el barrio de Tujunga, en el noreste del Valle de San Fernando, se enteraron que tenía 25 armas de fuego (incluídas las que le entregaron los agentes encubiertos) y “cientos de miles de municiones”. A DeMulle, de 75 años, se le había prohibido poseer tal armamento tras una condena por perjurio y fraude al programa de asistencia social en 1990.

Por este delito, DeMulle fue sentenciado el lunes a 41 meses en una prisión federal. Él se declaró culpable del cargo de posesión ilegal de armas de fuego en 2016, un año después de su arresto.

DeMulle comentó al diario Los Angeles Times que jamás envió dinero a los afectados por el sismo de Haití y negó haber recibido armas como resultado de su anuncio. Él lo calificó como “una broma”.

Según las autoridades, no era la primera vez que el editor usó su periódico para obtener armas. Una investigación concluyó que él publicó anteriormente anuncios clasificados en su rotativo solicitando armas de fuego, lo que resultó en la compra de varias de estas a una persona no identificada.

El editor engañaba a los donantes afirmando que poseía una licencia federal de distribuir armas de fuego y les prometía que se encargaría del papeleo de transferencia de las mismas. No está claro si obtuvo alguna ganancia económica de sus falsas campañas.


Este es el arsenal decomisado en Oxnard al cártel de 'El Mencho'

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés