null: nullpx
Desapariciones

Lo que se sabe de la desaparición de una joven hondureña en Houston

Karen Ramírez, de 26 años, fue vista por última vez la madrugada del sábado 25 de marzo en compañía de su novio, Miguel Buezo, quien es el principal sospechoso de la desaparición. Autoridades hallaron el auto de la muchacha con rastros de sangre y un agujero de bala en el interior.
7 Abr 2017 – 10:15 AM EDT

Lo que se sabe de la desaparición de una joven hondureña en Houston

Loading
Cargando galería

HOUSTON, Texas. – Keily Ramírez, de 19 años de edad, escucha una y otra vez el último mensaje de voz que su hermana Karen le envió por WhatsApp un día antes de que desapareciera en Houston. Ese mensaje no contiene nada revelador ni le da indicios de que algo anduviera mal, pero es lo único que mantiene tibio el recuerdo de Karen.

Keily y Karen son originarias de Honduras. Siempre han sido muy unidas, aunque no vivían juntas. Se comunicaban por teléfono casi a diario y solían encontrarse por lo menos una vez por semana cuando las obligaciones del trabajo de cada una lo permitían.

Ahora, cuando Keily despierta cada día, se apura a revisar su teléfono aferrada a la esperanza de que va a encontrar alguna señal que le indique que Karen está bien. Pero no ha sido así.

Luego de dos semanas de la desaparición, lo único que ha sabido es que el auto de su hermana apareció abandonado en un área industrial al noreste de Houston, con rastros de sangre y con un agujero de bala.

“Yo siento que ella está viva y toda mi familia tiene fe de que pronto podamos estar con ella de nuevo”, dijo Keily.


Karen, de 26 años y madre de una niña de 6 que aún vive en Honduras, fue vista por última vez la madrugada del sábado 25 de marzo en compañía de su novio, Miguel Buezo. La pareja salió del restaurante-bar ‘La Playita’, ubicado en el sureste de Houston y luego se dirigieron al apartamento donde vivían.

Varios testigos le dijeron a los detectives que investigan la desaparición que presenciaron una violenta confrontación verbal entre la pareja afuera de su residencia.

Fil Waters, el investigador que lidera el caso, dijo que el novio de la muchacha es el principal sospechoso en la desaparición, pero que no lo han podido entrevistar porque huyó del país hacia Honduras. Buezo aún no enfrenta ningún cargo.

“Creemos que los eventos [relacionados con la desaparición] ocurrieron entre las 3 y las 5 de la madrugada del sábado y luego, alrededor de las 11 de la mañana él estaba en un vuelo rumbo a Honduras”, dijo Waters.

Familiares de Buezo en Houston le informaron a las autoridades que él se había comunicado y les había dicho que se encontraba en Guatemala. Al parecer, ofreció una excusa para su repentino viaje, argumentando que tenía que resolver un asunto familiar pero eso fue desmentido después por su propio hermano.

Luego de que los investigadores recuperaron el vehículo que pertenecía a la joven desaparecida el pasado 31 de marzo, lograron conseguir algunos videos de vigilancia del área. Fue así como pudieron determinar que Miguel Buezo fue quien condujo el auto hasta ese sector, seguido por otros dos vehículos. Las grabaciones dan cuenta de que el novio estacionó el auto y luego abandonó el lugar a bordo de uno de los vehículos que los acompañaban.

Por las condiciones es que se halló el vehículo (con sangre y un impacto de bala), “ es claro que algo le pasó a Karen y este caso no tendrá un buen desenlace”, dijo Waters.

El investigador dijo que tienen otras piezas de evidencia que les indican que quizás el caso de Karen ya no se trata de un rescate, sino de recuperación (de un cuerpo).

Aún se desconoce el paradero de la joven y las autoridades piden a la ciudadanía que reporten cualquier información que ayude a esclarecer este caso a la línea de Crime Stoppers 713-222-8477.

Por su parte, Keily le pide al novio de su hermana que por favor se comunique y diga qué hizo con ella. "Si él le hizo algo [a Karen], en su conciencia estará y que Dios lo perdone. Pero que nos diga donde esta mi hermana, porque su niña quiere saber donde está su mama", agregó.

Cronología de la desaparición

Viernes 24 de marzo: Karen y su novio Miguel Buezo fueron vistos cerca de la media noche cuando abandonaron el restaurante-bar La Playita al sureste de Houston.

Sábado 25 de marzo: En la madrugada del sábado, Miguel y Karen llegaron a su residencia, donde algunos testigos reportaron que escucharon y vieron una fuerte discusión entre ambos.

Sábado 25 de marzo: La madre de Karen, quien vive en Honduras, se comunica con su otra hija, Keily, para manifestarle su preocupación porque no se ha podido comunicar con la muchacha. Keily trata de contactarla por su cuenta, pero tampoco logra ubicarla. Su teléfono parece apagado.

Domingo 26 de marzo: Keily sigue intentando contactar a Karen a través del teléfono pero no lo logra. Con la ayuda de amigos, la busca en clínicas, centros de detención de inmigración y cárceles, pero no hay rastro de la muchacha.

Ese mismo día Keily contactó al restaurante donde trabajaba Karen, pero le informaron que la chica no se había presentado. Luego habla con el hermano de Miguel Buezo, quien vivía con la pareja, pero él también ignora el paradero de ellos.
Keily logra rastrear el paradero del auto de Miguel Buezo, a través del GPS del vehículo. Estaba estacionado en una plaza comercial en el norte de Houston, pero no tenía muestras de que hubiera chocado y no había nada en su interior.

Lunes 27 de marzo: Keily reporta a su hermana como desaparecida con las autoridades. El hermano de Miguel también lo reporta a él como desaparecido.

Viernes 31 de marzo: Las autoridades localizan el auto de Karen en un sector industrial en el noreste de Houston. El auto tiene rastros de sangre y un impacto de bala en el interior.

Vea También:

En Imágenes: Las muertes de menores que más han conmovido a la comunidad de Houston

Loading
Cargando galería

Historias Relacionadas:

Más contenido de tu interés