Ola de Calor

Las temperaturas aún no llegan a los 100 grados, pero el índice de calor supera los 105

Aunque el termómetro aún no registra temperaturas de tres dígitos, la sensación térmica está superando los 105 grados, por lo cual se ha emitido una advertencia de calor
17 Jun 2016 – 2:41 PM EDT

Por Albert Martinez, Meteorólogo Univisión.


HOUSTON, Texas - Durante toda la semana en Houston se han registrado temperaturas máximas por encima de los 90 grados en varias localidades. El termómetro todavía no ha registrado los 100 grados este año, pero el índice de calor, o la temperatura de sensación, si ha llegado a números de tres dígitos.

Es por esa razón que el Servicio Nacional de Meteorología emitió desde ayer y hasta este sábado a las 7 p.m. una advertencia de calor extremo por temperaturas de sensación superiores a los 105 grados.

Así mismo, la ciudad de Houston activó este viernes su plan de emergencia ante la ola de calor.

Es importante entender que la sensación térmica o temperatura de sensación (índice de calor) es la que el cuerpo humano siente. En verano, cuando la temperatura es alta y la humedad también, el calor que el cuerpo de los humanos (y las mascotas) siente no es lo que marca el termómetro sino una temperatura mucho más alta.

Cuando las temperaturas son muy elevadas es necesario tomar precauciones como mantenerse hidratado, evitar realizar actividades durante las horas de mayor calor, no pasear a las mascotas a mediodía y no dejarlas dentro de los vehículos.


Los vehículos expuestos al sol o incluso a la sombra en días con índices de calor tan elevados se convierten en verdaderos hornos. Cuando la temperatura del aire ronda los 90 grados, dentro del coche puede subir hasta los 100 grados en tan solo 30 minutos. Y a medida que aumenta el tiempo de exposición al calor, aumenta severamente la temperatura del vehículo. Se estima que después de una hora, la temperatura interior de un auto puede oscilar entre los 140 o 150 grados.


Los primeros síntomas que se presentan por exposición solar incluyen dolor de cabeza, sudor excesivo, mareos y pulso acelerado. Es fundamental entender que si una persona empieza a sentir rampas, hay enrojecimiento de piel y deja de sudar, está próxima a sufrir un golpe de calor. Si no se actúa prontamente, se puede perder la conciencia e incluso hasta morir.

Durante el fin de semana continuará el ambiente cálido y sólo habrá un pequeño alivio este domingo y lunes por el paso de un frente frío. Este frente hará bajar las temperaturas y traerá algo de lluvia. Pero no se puede olvidar que el verano está a la vuelta de la esquina y esto sólo es el principio.

Historias relacionadas:


RELACIONADOS:Ola de CalorClimaLocal
Publicidad