null: nullpx
Muertes

Un niño de 8 años murió atropellado cuando huía de un enjambre de avispas

Lo que inició como un travieso juego de muchachitos terminó causando un accidente que le costó la vida al niño Alex Ramírez.
7 Jun 2016 – 11:55 AM EDT

LEWISVILLE, Texas - El niño Alex Ramírez, de 8 años de edad, murió atropellado accidentalmente por una camioneta cuando trataba de escapar de un enjambre de avispas.

Los hechos ocurrieron el pasado domingo en un parque de casas móviles en Lewisville, un poblado localizado 25 millas al norte de Dallas.

El lamentable accidente no sólo enlutó a la familia Ramirez, sino también a los residentes del vecindario donde vivía el pequeño, quienes vivieron en carne propia la tragedia.



Al parecer, lo que inició como un juego divertido e inofensivo entre Alex y sus amigos, dio origen a la tragedia. Los chicos observaron un nido de avispas y uno de ellos le lanzó una botella. Cuando las avispas reaccionaron, los niños echaron a correr en todas direcciones.


Alex habría cruzado una calle sin darse cuenta de que una camioneta transitaba por el área. El vehículo lo impactó, pero la conductora, una joven de 20 años de edad, se detuvo para auxiliar al pequenõ Alex, quien más tarde murió en el hospital.

Hasta el momento se sabe que la conductora no iba intoxicada ni conducía a exceso de velocidad. Se trató de un lamentable accidente.

La joven no enfrenta cargos pero está destrozada emocionalmente porque, aunque no tuvo la culpa, le provocó la muerte al menor, señaló un oficial.


RELACIONADOS:MuertesRepresa de aguaLocal

Más contenido de tu interés