null: nullpx
Coronavirus

Declaran culpable a dueña de peluquería en Texas que desafió la orden de quedarse en casa

Durante una audiencia este martes, un juez del condado Dallas sentenció a Shelley Luther, dueña del salón “A La Mode”, a pasar tiempo prisión y le impuso multas por haberse negado a cumplir con la ley.
5 May 2020 – 05:08 PM EDT

DALLAS, Texas. - Fue sentenciada a 7 días en prisión Shelley Luther, la dueña del salón “ A La Mode” en el condado Dallas, quien el 24 de abril desafió la orden ejecutiva del gobernador de Texas de quedarse en casa al abrir su negocio.

El juez Eric Moyé le impuso, además, el pago de fuertes multas por haberse negado a cumplir con la ley.

Este martes, durante la audiencia en la corte 14 del condado Dallas, el abogado de Shelley Luther pidió que sea invalidada la orden por considerarla ilegal, pero fue denegada la petición.

Ante la pregunta del juez Eric Moyé de por qué desobedeció, Shelley Luther contestó que lo había hecho porque no tenía otra opción y no podía alimentar a su familia.


Además, le comentó al juez que había solicitado dos préstamos federales para cubrir la nómina de su salón, pero solo recibió uno en su cuenta bancaria y ella no quería gastar el dinero de una forma irresponsable.

Estando en el estrado, le preguntaron cuál era la diferencia de lo que estaba haciendo ahora y lo que hacía antes de la orden ejecutiva del gobierno de Texas. Ella contestó que regularmente tiene 25 sillas, dos estaciones de manicura y tres suites, pero ahora solo tenía a cinco estilistas a la vez quienes cumplían así el distanciamiento social y las reglas para evitar un contagio, ya que tanto clientes como empleados usaban mascarillas y tenían acceso al uso de gel para desinfectar manos.


La fiscalía llamó al estrado a la inspectora de la ciudad de Dallas Ashley González, a quien le preguntaron qué es lo que ella había visto los días que acudió a observar lo que se hacía en el salón “A La Mode” y ella informó que los días 24, 28 y 29 de abril había visto gente adentro y afuera del negocio recibiendo el servicio.

Un oficial de policía que acudió como testigo reforzó lo que la inspectora afirmó en el estrado, además agregó un testimonio en el que describía las actividades que el salón tuvo los días 1 y 2 de mayo.

Te puede interesar:


Así lucen las playas de Galveston y de la península de Bolivar el fin de semana que son reabiertas durante crisis del coronavirus

Loading
Cargando galería


Más contenido de tu interés