null: nullpx
Inmigración

¿Cómo tratar a los niños cuyos padres tienen casos de inmigración?

Según la psicóloga Milagros Lozano “los niños externalizan y las niñas internalizan” estos problemas que suelen manifestar en distintas áreas.
4 Abr 2019 – 9:39 AM EDT

DALLAS, Texas - Cuando una persona enfrenta un caso de inmigración todos en su familia sufren la incertidumbre que genera el proceso y los más afectados podrían ser los niños.

Según la Dra. Milagros Lozano, existen diferentes áreas en que se afectan los menores quienes además manifiestan sus síntomas de diferentes maneras. Es por esto que los padres o tutores deben estar muy pendientes para tratarlos a tiempo con la ayuda supervisada de un profesional.

“Cuando hago mis evaluaciones sicológicas yo me enfoco en tres áreas básica para atender al niño para ver cómo ese niño está siendo afectado”, sostuvo Lozano, en una visita a la estación de Univisión 23 en Dallas.

Entre las principales áreas en que los niños comúnmente se afectan la Dr. Lozano mencionó: las actividades, el ámbito social del niño y la escuela.

“En las actividades podemos observar cómo se está comportando el niño, muchos ya no quieren participar en actividades y se aíslan”, expresó la experta en salud quien se especializa en casos de niños inmigrantes y asiste en las cortes de justicia.

“Socialmente muchos no quieren jugar con sus amigos porque les da vergüenza la situación y en la escuela pues lo más común es que bajan los grados”, indicó Lozano quien además sugirió que es importante la ayuda a tiempo de los consejeros y de los especialistas sobre un menor que presente síntomas.

“Los padres se lamentan de la situación y dicen ¡ooh me van a deportar!, pero no saben el trauma que reciben sus hijos. Por eso tienen que buscar la ayuda profesional inmediatamente”, dijo Lozano.

Muchos padres que pasan por estos casos desconocen que si tienen hijos o menores que han sido afectados, esa misma situación les ayuda para poner arreglar su caso de inmigración.

“Yo asisto a las cortes y si tienen un niño afectado y está siendo tratado pues eso les ayuda. Tienen que asesorarse con un abogado y presentar un reporte”, aseveró la doctora.

Otro de los problemas que manifiestan los menores que viven casos de inmigración, deportación o redadas muy de cerca es que se ponen somáticos.

“Es cuando se quejan de su cuerpo. Muchos de ellos no pueden manifestar su frustración y comienzan a señalar síntomas en su cuerpo. Es cuando dicen que le duele aquí y allá porque no saben lo que les pasa”, explicó Lozano.

El problema podría ser complejo en la manifestación de algunos menores por lo que es importante que los padres sepan que los síntomas son distintos en niños en comparación a las niñas.

“Hay una diferencia. Los niños externalizan y las niñas internalizan. Los niños, por ejemplo, quieren gritar, algunos se ponen más agresivos y rebeldes mientras las niñas tienden a deprimirse, se aíslan y algunas no pueden dormir”, destacó la doctora.

Ciertamente, el proceso viene a ser una carga emocional muy fuerte como bien demostraron las escenas recientes de varios de familiares llorando a las afueras de la empresa ´CVE Tech Group Inc.´ donde cientos de personas fueron procesadas por ICE en una de las mayores operaciones que se hayan realizado en los últimos 10 años.

Para las familias que tienen menores sufriendo en este proceso, Lozano enfatizó a “no tener vergüenza de hablar con el consejero. El consejero esta obligado a ayudar y ellos pueden sacar a los niños del salón para ayudarlos. Deben acudir a una psicólogo o profesional”, culminó diciendo.

También te puede interesar:

Más contenido de tu interés