null: nullpx
Cierres de Negocios

"Toda la juventud la dejamos aquí", dicen empleados de Tyson en Chicago

Tyson Foods, el mayor procesador de carnes en Estados Unidos cesará operaciones en la planta de Chicago y en Jefferson, Wisconsin a partir del 28 de abril, lo que afectaría a un total de 480 trabajadores.
23 Mar 2016 – 12:54 PM EDT


Preocupación y disgusto es lo que reina en los rostros de los empleados de una de las plantas de la compañía Tyson Foods, localizada en el barrio de las empacadoras de Chicago. Esto tras el inminente cierre de la planta, que dejará a cientos de trabajadores en las filas del desempleo, por lo que piden que sus años de trabajo no sean en vano.

"Estamos agradecidos con la compañía que nos dio mucho, dejamos nuestro tiempo aquí, pero ahora estamos pidiendo una indemnización justa", dijo María Nevarez, empleada de Tyson.
Sus preocupaciones surgen raíz de que Tyson Foods, el mayor procesador de carnes en Estados Unidos diera a conocer que cesarán operaciones en dos plantas, una en Chicago y la otra en Jefferson, Wisconsin a partir del 28 de abril, lo que afectaría a un total de 480 trabajadores tan solo en Chicago.

La primera ronda de despidos está pautada para el próximo 9 de abril.

"Tengo 32 años aquí, no es justo que aquí dejamos muchas toda nuestra juventud y no nos den nada. Quién sabe si (nos pagarán) nuestras vacaciones ", dijo Carmen Navarro, otra de las empleadas.

Por otro lado, empleados dicen sentirse abandonados por parte del representante de su sindicato a quien le piden que dé la cara.

"Es un señor no sirve, la Unión no sirve.... Deberían de venir y dar la cara y ayudar a la gente", comentó Bernardo Gómez, otro empleado que podría verse afectado.

"Hemos examinado muchas opciones antes de tomar este camino", dijo Donnie King, presidente de operaciones de América del Norte para Tyson Foods en un comunicado. "Esto afecta a la vida de nuestros colaboradores y sus familias, por lo que es una decisión muy difícil. Sin embargo, tras un largo y cuidadoso examen, hemos determinado que podemos servir mejor a nuestros clientes desplazando la producción y equipos a lugares más modernos y eficientes".

La empresa con sede en Springdale, Arkansas ha dicho que los cierres de las plantas corresponden a la necesaria reorganización de su actividad ante el cambio de las necesidades de producto que reclama el mercado, y también en el caso de la planta de Chicago, a los altos costos desde los puntos de abastecimiento de materia prima.

Tyson Foods compró la planta de Chicago en 1994.

Más contenido de tu interés