null: nullpx
Muertes

Más preguntas que respuestas generan las fotos del cadáver de la chica encontrada dentro del refrigerador en Chicago

De acuerdo con los abogados de la familia de la joven de 19 años, las imágenes son explícitas y exponen el cuerpo de la chica.
20 Oct 2017 – 4:13 PM EDT

CHICAGO, Illinois. El misterio sobre el caso de Kenneka Jenkins sigue creciendo. Abogados de la familia de la adolescente de 19 años, encontrada sin vida en un refrigerador de un hotel en Rosemont, informaron que las fotografías de cómo se encontró el cuerpo de la menor "plantean más preguntas que respuestas" sobre su muerte.

De acuerdo con el Chicago Tribune, el día de ayer la policía le mostró las imágenes a los familiares, durante una reunión sobre los avances en la investigación, y estas "son gráficas, inquietantes e inexplicablemente exponen partes del cuerpo de Kenneka", dijo el abogado Sam Adam Jr. en un comunicado citado por el medio.

El letrado indicó en su mensaje que las fotos eran "de naturaleza personal, privada e indecente".

Jenkins fue encontrada muerta en un congelador del Crowne Plaza Chicago O'Hare Hotel, el pasado 8 de septiembre. 21 horas después de que desapareciera tras asistir a una fiesta en una habitación en el noveno piso del lugar.

Según informes de la policía de Rosemont, su cuerpo fue encontrado recostado boca abajo, sobre su brazo izquierdo, sin el zapato derecho y un pequeño corte en el pie. Llevaba jeans y una chamarra de mezclilla, pero la camisa debajo de la chaqueta "se subió exponiendo sus pechos", informó el abogado.

"Francamente, las fotos que muestran cómo se encontró a Kenneka plantean más preguntas sobre lo que le sucedió que las que responden", indica Larry Rogers, otro de los letrados en comunicado en el que se indica que la policía de este suburbio de Chicago ha negado "numerosas solicitudes para revisar todos los informes, fotografías y videos asegurados por el departamento".

"Numerosas solicitudes de todos y cada uno de los videos y fotos que muestran a la señora Jenkins yendo al congelador por su propia voluntad no han llegado", dijeron los abogados según el medio.

Hace unas semanas, las autoridades dieron a conocer videos en lo que se ve a Kenneka caminar desorientada por el hotel, pero en ninguno se ve a la joven meterse en el congelador.

El área a la que ingresó la joven tenía una cámara activada por movimiento. Según registros de vigilancia revisados por la policía, la última vez que alguien había estado en esa zona fue el 30 de agosto y la cámara no realizó más grabaciones hasta que se descubrió el cuerpo de Jenkins.

La muerte de Jenkins ha sido catalogada como accidental. El médico forense del Condado de Cook reveló que la joven murió de hipotermina y en la autopsia que le practicaron a la menor no encontraron drogas en su cuerpo.

El forense también informó que un medicamento para la epilepsia así como el alcohol desempeñaron un papel determinante en la muerte de la menor. Sin embargo, Tereasa Martín, la madre de la joven indicó a la policía que la adolescente no tenía ningún medicamento recetado.

De acuerdo con el Chicago Sun Times, se espera que los investigadores den a conocer más fotos y reportes sobre este caso este viernes.


Presentan nuevas herramientas para combatir la violencia en las calles de Chicago

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés