null: nullpx
Crímenes

Dos menores de edad mueren en menos de cuatro días a causa de tiroteos en Chicago

Una menor de 12 años, quien resultó herida por una bala perdida este fin de semana, aún se debate entre la vida y la muerte.
15 Feb 2017 – 2:32 PM EST

CHICAGO, Illinois. Dos menores de edad han perdido la vida en menos de cuatro días, en Chicago, a causa de tiroteos. El más pequeño de los fallecidos, Lavontay White, de casi dos años de edad, murió ayer, día de San Valentín.

White perdió la vida tras ser baleado mientras viajaba en un automóvil con un hombre de 26 años y su tía, de 25 años, embarazada.

Según autoridades, los tres se encontraban en un callejón en la cuadra 2347 de South Kenneth, alrededor de 1:30 pm, cuando otro vehículo se detuvo a su lado, alguien salió del automóvil, sacó un arma y les disparó.

Los hechos quedaron grabados en video en Facebook Live, ya que la tía de White estaba haciendo streaming desde el vehículo cuando fueron sorprendidos por una ráfaga de disparos.


De acuerdo con la policía, el hombre, quien no ha sido identificado, era pandillero documentado y fue pronunciado muerto en la escena. White, quien recibió un disparo en la cabeza, fue llevado al hospital Stroger en condición crítica, donde falleció más tarde.

La tía del menor, quien resultó herida en el estómago, fue llevada al hospital Monte Sinaí donde se reporta en condición crítica.

Por otra parte, el sábado pasado, dos niñas de 11 y 12 años de edad resultaron heridas en tiroteos separados y que se registraron con menos de 30 minutos de diferencia en distintos barrios de la ciudad.

A las 7:15 pm del sábado, en el barrio de West Englewood, Kanari Gentry-Bowers se encontraba jugando baloncesto en el área de juegos de la escuela Henderson Elementary School, ubicada en el 1900 West 57 St, cuando la menor fue impactada por una bala perdida en el cuello.

A las 7:40 pm, una bala perdida impactó en la cabeza de Takiya Holmes, de 11 años de edad, quien se encontraba jugando en el asiento trasero de una camioneta con su hermano de tres años. Su mamá y su tía estaban en los asientos delanteros del vehículo. Los hechos sucedieron en el 6300 South King Drive, en el barrio de Parkway Gardens.


Takiya, quien es prima del activista Andrew Holmes, fue traslada al Comer Children's Hospital, donde murió el martes por la mañana.

Kanari, quien se encuentra en estado crítico en el hospital Stroger, aún se debate entre la vida y la muerte.

Hoy miércoles, las autoridades acusaron a un joven de 19 años de la muerte de Takiya, pero el tiroteo de kanari sigue sin resolverse, por lo que el sacerdote y activista Michael Pfleger anunció en sus redes sociales una recompensa de 5,000 dólares por quien ayude a dar con los responsables.

Pfleger compartió este mensaje: "Una niña de 11 años muere... una de 12 lucha por su vida y ahora un niño de dos años es asesinado... Cuando diablos vamos a parar este autoinfligido genocidio".


Políticos y líderes de la ciudad también han comentado sobre esta ola de violencia. De acuerdo con registros del Chicago Sun Times, en lo que va del año, 313 personas han resultado heridas en tiroteos en la ciudad, de las cuales, al menos 10 han sido menores de 14 años.

“Es rídiculo que niños sigan pagando el precio de los actos de estas personas que no hemos podido detener. Estoy cansado de la situación y sé que Chicago también lo está. Espero que nuestros legisladores también lo estén”, dijo Eddie Johnson superintendente de la policía de Chicago.

Por su parte, el alcalde de Chicago compartió un comunicado que decía: “Cuando un niño muere a consecuencia de la violencia nuestros corazones se estremecen. Springfield le debe a nuestros residentes aprobar una ley más estricta de control de armas. Nuestro sistema de justicia nos debe a todos que estos criminales reciban una condena severa por los crímenes que han cometido”.

De acuerdo con el Chicago Tribune, representantes del departamento de justicia visitarán Chicago la próxima semana para buscar maneras de ayudar a la policía a combatir la violencia. También comenzarán a trabajar en la reforma del departamento de policía basados en el informe federal presentado el mes pasado.

Sin embargo, no todos están convencidos de que más policías y controles de armas sean la respuesta.

“Las leyes sobre armas no van a reducir la violencia en las calles de Chicago, más policías no van a reducir las cifras del crimen. Necesitamos más centros comunitarios, que se invierta en la educación, vivienda, trabajos…, de no hacerlo seguiremos asistiendo a funerales”, dijo el activista Ja´Mal Green.

Vea también: Así nacieron y echaron raíces las pandillas centroamericanas en Estados Unidos.

En fotos: Así nacieron y echaron raíces las pandillas centroamericanas en Estados Unidos

Loading
Cargando galería

Lea también:

Más contenido de tu interés