Asesinatos

Acusados de masacre en Gage Park podrían declararse "no culpables" según su defensa

De acuerdo con La Raza, los defensores no dieron a conocer sus fundamentos, pero esa dicen esa sería la declaracion de los acusados.
10 Jun 2016 – 8:53 AM EDT

CHICAGO, Illinois. Los acusados de la masacre de Gage Park, Diego Uribe Cruz, de 22 años, y Jafeth Ramos, de 19 años podrían declararse “no culpables”.

De acuerdo con un artículo publicado por La Raza , ayer jueves en la Corte Criminal del Condado de Cook se llevó a cabo la tercera audiencia sobre el caso, y el medio tuvo acceso a los abogados defensores, quienes dijeron que, de recibir oficialmente los cargos de asesinato en primer grado, Uribe y Ramos se declararán “no culpables”.

Según el medio, Margaret Domin, quien representa a Uribe Cruz, y James Fryman, quien representa a Ramos, dijeron que de recibir oficialmente los cargos de asesinato en primer grado esa sería la declaración de los acusados.

“Absolutamente, se declarará no culpable”, dijo la abogada de Uribe al periódico.

De acuerdo con La Raza, ambos abogados defensores no explicaron el por qué o las razones detrás de sus fundamentos.


Ayer también los abogados defensores exigieron un juicio y, por su parte la fiscalía solicitó un aplazamiento de la audiencia para el 16 de junio, donde esperan que se les finquen formalmente los cargos de asesinato en primer grado aUribe y a Ramos.

Además de acuerdo con el medio, próximamente, un gran jurado decidirá confidencialmente si hay suficiente evidencia para que los cargos del asesinato múltiple ocurrido en febrero pasado en Gage Park se concreten.

Uribe y Ramos afrontan una pena de cadena perpetua.

De acuerdo con las autoridades, Uribe y Ramos confesaron el crimen y dieron detalles de cómo murieron Rosaura Martínez, de 58 años, su esposo, Noé Martínez Sr., de 62, sus hijos Noé Martínez Jr., de 38, y María Herminia Martínez, de 32, y los hijos de Herminia, Leonardo Cruz, de 13, y Alexis Cruz, de 10.


“En 30 años que he estado haciendo esto como fiscal pensé que lo había visto todo, pero este caso es horrible. Esto no es de un robo que salió mal, sino es el asesinato metódico de seis seres humanos, incluidos dos niños", dijo Anita Álvarez, fiscal del condado de Cook en conferencia de prensa sobre el caso el pasado 20 de mayo.

"Esto es un ejemplo de pura maldad, porque este acusado es un pariente, es primo de
esta familia. Hacer esto para matar a seis personas por un poquito de dinero, por un Xbox, es horrible”, dijo Alvarez.

Uribe, presunto autor del crimen era primo de los dos menores asesinados , pues su madre es hermana de Armando Cruz padre de los niños y esposo de Herminia.

De acuerdo con la Fiscalía y con declaraciones de los acusados Uribe y Ramos, su novia, entraron a la casa buscando dinero.

Los acusados –a quienes les fue negado el derecho a fianza– llegaron al hogar de la familia, comieron con ellos y después le pidieron a María Herminia Martínez, de 32 años, que subiera al segundo piso de la casa. Allí le pidieron dinero, y cuando ella se negó, el altercado se tornó en una pelea física.


Posteriormente, según declaraciones de Uribe dadas a conocer por la Fiscalía, Diego habría matado uno a uno a los seis integrantes de esta familia mexicana.

La pareja robó celulares, una consola de Xbox, una alcancía y joyas. Con los $500 que en total obtuvieron con el robo, compraron leche y pañales para su hijo de 1 año, según la Fiscalía.

Gracias al ADN que recolectaron los detectives, tanto en las uñas de María Herminia Martínez como sangre de Uribe Cruz fue que pudieron relacionarlo con el caso.

Según las declaraciones, Ramos no mató a nadie pero ella ayudó a limpiar la casa tras la masacre y, según la Fiscalía, ella sabía del plan de asesinar a la familia y por ello tanto a Ramos como a Uribe se les fincaron las mismas acusaciones de asesinato en primer grado.

Lea también:


RELACIONADOS:AsesinatosJuicios CondenasCrímenesLocal
Publicidad