null: nullpx
Educación

“Las pruebas estatales a estudiantes este año es una mala idea”, asegura maestro

El gobernador Doug Ducey emitió una orden ejecutiva para evaluar la pérdida de aprendizaje durante la pandemia del coronavirus y firmó un proyecto de ley que brinda flexibilidad en el sistema de calificaciones de las escuelas, generando reacciones de padres y maestros.

17 Feb 2021 – 10:14 AM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

PHOENIX, Arizona.-Estudiantes y maestros han tenido que adaptarse y reinventarse para continuar con la educación en medio de la pandemia, la cual además ha traído retos impensables para muchas familias.

“Muchos han perdido seres queridos por el coronavirus. Muchos han tenido problemas tecnológicos entonces esperar que hayan habido un crecimiento académico y que ese crecimiento se vaya a notar a través de pruebas estandarizadas del Estado es francamente una irresponsabilidad”, asegura la maestra Nallely Morales. “Es un estrés que no necesitamos tanto los maestros como los estudiantes”.

Una orden ejecutiva emitida por el gobernador Doug Ducey le está pidiendo justamente a la Junta de Educación del Estado a que estudié los datos de las evaluaciones estatales de los estudiantes y las comparen con años anteriores para identificar la pérdida de aprendizaje que ocurrió durante la pandemia. En una carta firmada, Ducey dijo que esta evaluación asegurará que sigan asumiendo responsabilidad en el sistema educativo.

“Mi pregunta, así como la pregunta de muchas maestras, directores y superintendentes y padres, es ¿Nos darán los fondos para que le podamos dar ese apoyo a los estudiantes? Esto significa que debemos recibir más fondos para nuestras escuelas y no más recortes”, dice la maestra Hilda Palache.

“Las pruebas estatales este año a los estudiantes es una mala idea ya que no todos los alumnos recibieron la misma instrucción, y no todos los alumnos tienen el mismo acceso a la tecnología y a los programas educativos en todo el estado”, agrega Luis Valencia, quien también es maestro.

“El Departamento de Educación de Arizona está listo para trabajar con la Junta de Educación del Estado de Arizona para analizar datos sobre el aprendizaje que ocurrió durante la pandemia, así como las estrategias para abordar la brecha de oportunidades y ayudar a las escuelas a cumplir con los requisitos académicos de todos los estudiantes", dijo por su parte la Superintendente de Educación de Arizona, Kathy Hoffman, a Univision Arizona.

El gobernador también firmó un proyecto de ley, la HB 2042, que brinda flexibilidad en el sistema de calificaciones de las escuelas del estado, sin embargo, dijo que cualquier intento futuro de suspender este sistema requerirá un nivel mucho mayor de justificación.

“La decisión que se ha tomado de que no se utilice de la A a la F este año escolar es una muy buena idea ya que no se pueden comparar manzanas con naranjas”, explica Valencia. “Los logros académicos de los niños este año escolar no se pude comparar con los de los niños hace dos años’.

"No es ningún secreto que el año pasado ha sido tumultuoso para nuestros estudiantes y escuelas. Al firmar la HB 2402, el gobernador Ducey brindó la estabilidad necesaria a las escuelas al pausar las calificaciones de letras de A a F relacionadas con la responsabilidad federal y estatal para el año escolar 2021”, dijo a Hoffman.

El anuncio a la flexibilidad en el sistema de calificaciones también ha dejado interrogantes en padres y educadores que piden más clarificación.

“Mi pregunta es ¿Cómo es esa flexibilidad que nos dan dentro de las calificaciones de las escuelas de la A a la F? Porque ha habido escuelas que a lo mejor ha tenido estudiantes donde han batallado más, donde no había la tecnología”, dice Palache.

“Sí estaría bueno si hay un poquito de flexibilidad, pero como mamá mi pregunta sería ¿cuál es el criterio el criterio y qué tan flexible van a hacer con las escuelas y distritos?”, pregunta Erika Mendoza, madre de cinco estudiantes.

Según un estudio de McKinsey & Company, se estima que en el otoño de 2020 los estudiantes comenzaron la escuela con tres meses de retraso en matemáticas, y un mes y medio de retraso en cuanto a la lectura.

“Desafortunadamente los niños de comunidades pobres, de comunidades de bajos recursos, no tienen misma capacidad de un alumno que vive en un área donde se pueden encontrar más recursos en las escuelas”, asegura Valencia. ”El acceso al internet, a la tecnología, a las computadoras, y el acceso de los distritos a programas educativos en línea también afectan mucho en cómo estarán los resultados de cada alumno”.


Mantente informado de las últimas noticias y el pronóstico del tiempo.
Descarga la app de Univision Arizona para iOS o Android.

Mira también

Cargando Video...
“El problema es mantenerlo mucho tiempo sentado en la computadora”, la realidad de muchas familias que requieren educación especial en Arizona

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés