Las cosas que más les gusta a los comediantes parodiar de Donald Trump

El humorista Jimmy Fallon invitó a su programa a un jovencito de 14 años que al imitar al precandidato dejó claro lo que todos recordamos de este año de campaña.
27 Jun 2016 – 6:35 PM EDT

Jimmy Fallon, como lo ha hecho casi todos los comediantes de este el país, no ha podido más que entregarse al deleite de disfrazarse de Donald Trump. Así, apareció hace una semana ante la audiencia de su programa The Tonight Show vestido con los signos que, los de su gremio, más creen que hacen de Trump un personaje: un bronceado naranja, un pelo rubio muy bien perfilado y una corbata roja.

La versión de Trump, encarnada por Fallon, empezó a darle las gracias a la audiencia no con la expresión americana ‘Thank you’ sino que se asomó a su podio a repetir “thank me, thank me, thank me” solo para después anunciar quien sería finalmente su compañero como vicepresidente: “La única persona suficientemente buena para ser mi vicepresidente es yo mismo”.

Así el comediante introdujo a un jovencito de 14 años, recién graduado de octavo grado, disfrazado de Donald Trump para evidenciar de nuevo la fórmula caricaturesca, solo que en miniatura.


Little Donald, como lo bautizaron, llevaba el mismo traje, el mismo pelo y las mismas aureolas blancas en torno a los ojos que hacía solo unos meses habían hecho que todo el mundo hablara de Meryl Streep en el teatro Público de Nueva York. Le hacía falta solo la prominente barriga que tan bien rellenó la artista pero coincidían ambos en la manera de empujar los labios hacia delante y asentir con la cabeza.


Con una interpretación sencilla, el pequeño Trump extrajo esos elementos que a su parecer han hecho famoso al complejo pre candidato presidencial en su primer año de campaña: “Thank me, thank me, thank me” repitió solo para dejarnos claro, si no lo teníamos, ese cierto enamoramiento que tiene el republicano con sí mismo.

“Fantástico”, “bellísimo” ,“sensacional” repitieron luego los dos Donald Trump ante la cámara jugueteando con esos adjetivos con las que el candidato termina todas su frases o resuelve cualquier asunto en los debates.

Era, por supuesto, inevitable no hablar de su pelo que a pesar de que fue el asunto más nombrado al inicio de la contienda hoy parece estar rezagado ante el mar de polémicas que ha provocado el candidato durante este año. Un león rubio que ruge ahí arriba fue la alusión clara que hizo el pequeño Trump al indomable pelo que siempre parece tener una vida propia.


El debate en torno al tamaño de las manos que el empresario tuvo con Marco Cruz, sobre cómo sus dedos pequeños podrían indicar un posible problema fálico, también se hizo presente en la parodia: “Los dos tenemos en común el tamaño de nuestras manos, unas bellas y grandes manos”.

Así, como si la encarnación de este pequeño comediante fuera el resumen de lo que ha sido este año de campaña de Donald Trump, Little Donald y Jimmy Fallon sentenciaron a coro el polémico lema de su campaña que ellos saben sintetiza en un frase todas sus posturas: “Haremos que América sea grande de nuevo, la haremos gigante”.

Solo para los que piensan que se quedó por fuera del show la idea de la muralla que separaría Estados Unidos de México, seguro Jimmy Fallon ya sabía que ese polémico muro requería su propio comercial:


Publicidad