Pelo

Los peinados de David Beckham que marcaron historia dentro y fuera de la cancha

Solo el astro inglés sabe cómo hacer historia con su pelo. Por su look, dentro y fuera de la cancha siempre ha llamado nuestra atención.
14 Jun 2016 – 12:24 PM EDT

Han pasado 3 años desde que David Beckham se retiró del fútbol profesional. Sin embargo, en una reciente entrevista para la revista GQ confesó que aún piensa regresar al terreno del juego. Una afición que combinó con sus cortes de pelo y que lo convirtió en el primer futbolista capaz de marcar tendencia dentro y fuera del campo. Ha sido embajador de marcas como Adidas, Pepsi, Samsung, Emporio Armani, Calvin Klein y de su propia línea de ropa para H&M. Es un caza tendencias que cosechó sus cimientos en 1999, poco después de casarse con la ex Spice Girl, Victoria Adams ahora, conocida diseñadora de modas y madre de sus cuatro hijos.



El rubio no pasa de moda

Corría el año 1999 y David Beckham se tiñó el pelo de rubio, se lo dejó crecer al frente, como a sus patillas. Una suerte de Nick Carter, cantante de los Back Street Boys, del fútbol. El look surfista fue un gol de suerte. Beckham y sus compañeros del Manchester United ganaron la Champions League, la Liga inglesa y la Copa FA en la misma temporada, convirtiéndose en el primer equipo inglés en conquistar el famoso trébol.

Al puro estilo mohicano

Después de causar sensación entre sus admiradoras con el pelo rapado y teñido de rubio en 2001, Beckham inauguró tendencia en la Copa Mundial de 2002 en Corea del Sur y Japón con un estilo mochiano. Esto es, rapado a los lados y un poco de cabello en la parte superior que peinaba con laca hacia arriba. Con el nuevo look, Beckham marcó un gol de penalti contra Argentina. Sin embargo, su selección quedó fuera del mundial en cuartos de final contra Brasil (2-1) gracias a un gol de Ronaldinho.

¡Sujeta esas trenzas!

Para el jugador inglés el 2003 fue un año bipolar. Dejó el Manchester United fichado por el Real Madrid por una cifra de 35 millones de euros. Pero su recogido con trenzas africanas fue un tropiezo en su carrera. Beckham se lesionó la muñeca derecha en un partido amistoso contra Sudáfrica, por lo que se le dio de baja unas semanas. Nunca se supo más de ellas. Tal vez, hubiera sido mejor conservar el pelo color platino que sujetó, meses atrás, con su vincha hippie.

No más pelo

Para el 2007 Beckham era considerado uno de los 125 mejores futbolistas vivos, según la lista FIFA 100. En enero de ese año, se anunció que el jugador inglés podría abandonar el Real Madrid para irse a Europa y seguir su carrera en el Galaxy de Los Ángeles. Así fue por 5 años. Era tiempo de reinventarse.


El futbolista se rapó el pelo, lo tiñó de rubio y con él disfrutó del salario más alto que le dio la liga a un jugador en la historia. Ese look sufrió ciertos cambios con el paso del tiempo. Se dejó crecer un poco la barba, la parte superior de su pelo y mantuvo los lados cortos, algunas veces aclarando las puntas.

Beckham también agregó al rapado algunos detalles de líneas que marcaron tendencia y lució – junto a su esposa Victoria- en la colección de ropa interior otoño-invierno de Armani, en 2009. Ese look mutaría en un peinado con tupé que usó en la boda del príncipe Guillermo de Inglaterra y en los Juegos Olímpicos de 2012.



Un maduro Beckham

Tras finalizar su contrato con Los Ángeles Galaxy en 2013, David Beckham fichó con el París Saint- Germain y, al año siguiente, anunció en una rueda de prensa que sería dueño de un equipo de fútbol de Miami que competirá en la liga estadounidense (MLS). Se estima que el equipo empezará a jugar este año o el próximo. Con esa responsabilidad bajo el brazo, Beckham deja los osados peinados a los que nos tiene acostumbrados y se perfila como un empresario inglés, cada vez más formal y dispuesto a desfilar en alfombra roja a la que se le invite.


Ahora se ve más elegante con un peinado engominado y rapado a los lados. Otras veces, se atreve a llevar el cabello con raya a un costado y peinado hacia un lado. Además de sus múltiples tatuajes, su atractiva combinación a estos looks es su bigote y barba de 3 días. Solo David Beckham sabe cómo hacer historia con su cabello, sin dejar de llamar nuestra atención.


RELACIONADOS:PeloBellezaEstilo de Vida

Más contenido de tu interés