Belleza

Perfumes que cuentan historias

El arquitecto mexicano Carlos Huber descubrió en España el gusto por los olores del Mediterráneo. Sus conocimientos en arquitectura, historia, restauración y la atracción que tiene por los aromas lo llevó a crear los perfumes Arquiste.
1 Jun 2016 – 6:50 PM EDT

Carlos, estudió arquitectura en México y París. Después vivió en España y ahí se interesó aún más en la historia de la arquitectura, lo que lo llevó a mudarse a Nueva York en donde se graduó de la maestría de Restauración y Preservación Histórica en la Universidad de Columbia. Después diseñó para Polo Ralph Lauren espacios con referencias históricas. En Nueva York, conoció al famoso perfumista Rodrigo Flores-Roux, – quien ahora es uno de sus grandes amigos – el le enseñó mucho sobre las notas y las composiciones de los perfumes. El amor por la arquitectura, la historia del arte y los aromas, lo llevó a crear la marca Arquiste. Rodrigo ha colaborado con Carlos para desarrollar algunos de los aromas. La colección se forma por 10 perfumes que se venden en tiendas como Barneys en Nueva York, Forty Five Ten en Dalla y en El Palacio de Hierro en México, en donde para darle la bienvenida a la marca decoraron distintos espacios para que la gente pudiera disfrutar de los aromas.



El creador de Arquiste piensa que es importante que una mujer no se encierre al aroma de – un solo perfume lo que se conoce como “Signature Fragance”–. “Creo que una mujer debería de tener un guardarropa de perfumes, con mínimo tres aromas, uno para el día, otro para la noche y otro para ocasiones especiales”, comenta Huber. “Usar únicamente un aroma me parece aburrido, pues es cómo que unicamente te guste una flor, comer un tipo de comida, viajar a un lugar. La diversidad del mundo es para disfrutarse”.

El trabajo de Carlos como creador de perfumes tiene mucho que ver con el de la arquitectura, “Para mi es como desarrollar un proyecto arquitectónico en donde empiezas a organizar, y a pensar que espacios quieres crear”. Al igual que en sus proyectos arquitectónicos, Huber se rodea de los mejores artesanos, por lo que para crear los aromas de sus perfumes trabaja con el Rodrigo Flores-Roux y con Yann Vasnier. “Yo soy el que trae el plano del perfume, creo la historia y el concepto. Trato de tener a detalle la mayor cantidad de detalles posibles, llego al fondo de la historia que quiero contar e incluyo los ingredientes que deseo usar” afirma Carlos. Desde hace 5 años, trabaja con Rodrigo, quien ha sido el mentor de lujo de Carlos, “He aprendido mucho sobre perfumería hemos desarrollado un gran amistad”.



Cada perfume de Arquiste cuenta una historia, el Nanban habla de un galeón japonés del siglo XV, que transporta en el casco maderas tropicales, cuero español, incienso, pimienta negra y otras especias exóticas. Notas de pimienta negra, azafrán persa, cuero español, absoluto de café y sándalo entre otras crean la composición de este perfume. Por lo que aunque en este momento no lo huelas, seguramente te imaginas un aroma de especies, profundo y suntuoso. “Un aroma te enamora, te repulsa, te transporta a una lugar; lo que quiero con Arquiste es contar una historia inteligente, que conecte con quien lo usa y lo transporte a las situaciones y al lugar al que está atado el perfume”, asegura Carlos. Además considera que si es un producto es de lujo debe de tener los mejores ingredientes.


De los perfumes mi favorito es Flor y Canto porque tiene nardo mexicano que es una flor aromática que huele impresionante. Las tres velas de la marca huelen delicioso y no puedo elegir una como mi favorita.


RELACIONADOS:Belleza

Más contenido de tu interés