null: nullpx
Entretenimiento

A Esteban Loaiza le redujeron la fianza, pero ya sabemos la razón por la que sigue preso

La abogada del viudo de Jenni Rivera logró que un juez federal aceptara una propiedad como garantía de su comparecencia a sala, pero el togado añadió otro requisito para dejarlo en libertad. Te contamos de qué se trata.
27 Abr 2018 – 5:38 PM EDT

A pesar de que un juez federal redujo su fianza, el viudo de Jenni Rivera, Esteban Loaiza, continúa preso en el Centro Correccional Metropolitano, de San Diego. ¿Por qué?

El lunes pasado, el juez Anthony Battaglia del Tribunal de Distrito del sureste de California acogió la petición de la licenciada Janice Deaton para aceptar como garantía de fianza una propiedad que posee la expareja del lanzador jubilado, Ashley Esposito desde el 2014. La casa ubica en Mansfield, Texas, y está valorada en 166,000 dólares.


¿Coincidencia? El extraño destino de Jenni Rivera y sus tres maridos

Loading
Cargando galería

Pero cuando Battaglia revocó la fianza de 200,000 impuesta previamente por la magistrada federal Nita Stormes incluyó requisitos nuevos para conceder la libertad condicional a Loaiza, quien se encuentra en detención preventiva desde el 9 de febrero.

Al final de la hoja condiciones, que forma parte del expediente electrónico del caso y que examinó Univision Entretenimiento, el togado estipuló que Stormes deberá celebrar una audiencia (Nebbia hearing) para evaluar la procedencia del dinero que se utilizará de fianza, una condición similar a la impuesta por el juez de distrito que originalmente atendió el caso y que Loaiza no pudo cumplir en ese momento. Battaglia no fijó fecha para esta vista.

Eso significa que Loaiza, de 46 años, tendrá que demostrar que la residencia ofrecida como garantía para que comparezca al juzgado se adquirió de manera legítima y con dinero limpio. Bajo este techo duermen Esposito y Esteban Sage, su hijo, de 17 años.

Esa propiedad la adquirió Loaiza para Esposito, según la cantante Cristina Eustace, con quien el hombre sostuvo una relación después de la muerte de la ‘Diva de la Banda’ y con quien procreó a Esteban Andrés, de 3 años.

Sin dinero para la fianza


Desde su arresto, Loaiza ha confrontado problemas para pagar la fianza. La licenciada Deaton ha argumentado en sala que el exlanzador, quien ganó más de 43 millones de dólares en una carrera en las Grandes Ligas que se extendió 14 temporadas, no tiene los recursos, ni el dinero para prestar la fianza. También ha tenido dificultad para encontrar una compañía de fianza que preste el dinero a su nombre.

Por eso, Deaton apeló la decisión original de Stormes, que exigía el pago de la fianza en efectivo o través de una compañía de fianzas certificada y propuso con éxito la alternativa de ofrecer una propiedad como colateral y garantía de fianza.


Todoterrenos de Hummer y Jeep: la otra pasión de Esteban Loaiza

Loading
Cargando galería

Como parte de su argumentación, la abogada afirmó que la propiedad constituye una garantía económica y moral puesto que es la casa del hijo mayor del expelotero. Para esa casa también hay planes. Según Deaton, Esposito la quiere usar para costear los estudios universitarios de Esteban Sage.

Así las cosas, Loaiza debería regresar al juzgado antes del 11 de mayo, fecha escogida para la celebración de la audiencia preliminar, para zanjar el asunto de fianza. De quedar en libertad, Loaiza tendrá que entregar su pasaporte o cualquier documento de viaje y usar un grillete con GPS. Solo podrá salir de su casa a trabajar o a sus citas judiciales.

Pero mientras llega ese momento, sigue preso. Las autoridades lo arrestaron e ingresaron a prisión el 9 de febrero poco después de salir de su residencia en Chula Vista, en San Diego.

El ministerio público, representado por el fiscal Jarad Hodes, le imputa un cargo de posesión de 20 kilogramos (44 libras) de cocaína con la intención de vendarla, que contempla una pena mínima de 10 años de cárcel y la posibilidad de ser deportado a su México, su país de origen.

Publicidad