Esta es la historia de la foto viral de un niño de 6 años despidiéndose de su hermanita para siempre

Matt Sooter publicó en su cuenta de Facebook el momento justo en el que su hijo Jackson tuvo que decirle un definitivo adiós a su compañera de infancia. Addy, su hermanita, murió horas después tras batallar contra un tumor que creció en su cerebro. Más de 6,000 personas han acompañado a este padre en su duelo.

"Un pequeño no debería que tener que decirle adiós a su cómplice de travesuras, a su compañera de juegos, su pequeña hermana. No se supone que sea así. Pero este el mundo difícil en el que vivimos", con estas palabras Matt Sooter compartió una foto que tiene a los internautas de Facebook con el corazón acongojado y que se ha hecho viral.

En el retrato se ve al pequeño Jackson despedirse de Addy, su hermana menor que después de pelear una dura batalla contra un tumor que crecía en su tallo encefálico, tenía poco tiempo de vida. Por horas el padre vio a los dos pequeños hablar y estar juntos, compartir de las conversaciones sencillas que se pueden tener a esa edad, pero cuando llegó la hora para dejar descansar a la pequeña, su hermanito Jackson tuvo que decirle por última vez adiós. En ese momento el padre conmovido tomó la foto.

"Los síntomas de Addy han progresado rápidamente durante el último día y medio. Ayer se despertó en su versión más juguetona. Si bien todavía vemos momentos cortos de nuestra niña, ya no puede comer ni tragar sin dificultad y ahora está durmiendo la mayor parte del tiempo y la hemos ingresado en un hospital. Lo más probable es que no le quede mucho tiempo", explicó el padre, de 29 años, quien después pidió oraciones no solo para la pequeña sino para el propio Jackson. "Él no quería despegarse de su lado, nosotros tampoco queríamos que se separaran". La imagen pronto se hizo viral y más de 6,000 personas han acompañado esta familia en su duelo.

En entrevista con el diario The Washington Post, el padre contó que tan solo unos minutos después de que los pequeños se despidieran, Addy empezó a mostrar aún más dificultad para respirar y difícilmente logró abrir sus ojos un par de veces más. Después los dos padres resignados esperaron por horas hasta que su pequeña muriera. Addy falleció a la 1 am del 3 de junio.

Cuando despertaron a Jackson, contó el padre, le dijeron que su hermanita ya había partido y él dijo: "Adiós Sissy", la forma con la que la llamaba de cariño.

Los sintomas de Addy empezaron a aparecer en 2016, cuando los padres notaron que la niña caminaba de manera extraña, balanceando una de sus piernas en lugar de levantarla y apoyarla en el suelo. Aunque al principio no le prestaron mucha atención, luego notaron que los síntomas se fueron incrementando. La pequeña fue perdiendo más funciones motoras. Luego detectaron el tumor que no se podía remover por su ubicación en una parte estratégica del cerebro y la columna vertebral.


El 'Glioma de tronco encefálico infantil' es una enfermedad más común entre niños de 5 a 10 años, aunque puede ocurrir en niños de todas las edades. Los síntomas principales están relacionados con pérdida de balance al caminar, dificultades para masticar o tragar, problemas con los movimientos de los ojos o visión doble y vómito. Los índices de supervivencia de esta enfermedad se mantienen muy bajos.

Después de anunciarle a todos esos conocidos y desconocidos de Facebook que habían enviado su apoyo y solidaridad que Addy había muerto, el padre publicó una nueva foto de su hija y dijo que ella se había marchado sin dolor. "Todo esto pasó de una forma vertiginosa, pero eso en medio de todo fue bueno porque nuestra pequeña tuvo que sufrir mucho menos", escribió, para luego despedirse: "Gracias por ser parte del milagro que fue nuestra hija. Aunque esto es solo un adiós extrañamos terriblemente a nuestra hija".

Para su funeral el padre convocó a todos los amigos y seguidores que usaran en honor a Addy colores brillantes y enlistó los favoritos de su pequeña: rosa, púrpura o azul.

RELACIONADOS:Salud infantilCáncer