Seguridad y Prevención

Un pasajero voló de Atlanta a Tokio con un arma abordo al fallar un control de seguridad

La Agencia de Seguridad de Transporte niega que el fallo se deba al cierre parcial del gobierno federal, aunque los trabajadores y sindicatos aeroportuarios han alertado sobre las consecuencias de la parálisis administratva.
14 Ene 2019 – 3:57 AM EST

Un viajero que llevaba un arma de fuego abordó un vuelo desde el Aeropuerto Internacional de Atlanta Hartsfield-Jackson y voló al Aeropuerto Internacional de Tokio Narita el 3 de enero, según una declaración de la Administración de Seguridad de Transporte (TSA por sus siglas en inglés).

"La TSA ha determinado que los procedimientos regulares no fueron seguidos y que un pasajero pasó por un punto de control estándar con un arma de fuego en el Aeropuerto Internacional Hartsfield-Jackson de Atlanta en la mañana del 3 de enero", dice el comunicado.

Delta Airlines también emitió una declaración citada por la CNN en la que indica que "cuando el cliente lo reveló, la aerolínea reportó el incidente a la TSA".

La brecha de seguridad se produjo dos semanas después del cierre del gobierno, durante el cual se ha exigido a los agentes de la TSA que trabajen aunque no han recibido cheques de pago.

Según CNN, cientos de agentes de seguridad de al menos cuatro aeropuertos principales habían llamado para avisar que estaban enfermos y ausentarse.

Sin embargo, la TSA desestimó las sugerencias de que el cierre del gobierno contribuyó al fallo de seguridad y dijo que una cantidad normal de personal estaba trabajando ese día.

"La percepción de que esto podría haber ocurrido como resultado del cierre parcial del gobierno sería falsa", dijo la TSA, para afirmar más adelante que "hará que los responsables rindan cuentas adecuadamente".

De acuerdo con datos de la agencia federal, la tasa nacional de ausencias no programadas del personal de la TSA el jueves 3 de enero de 2019 fue del 4.8%, en comparación con el 6,3% en la misma fecha del año anterior.

"Los estándares de seguridad NO se verán comprometidos", dijo Michael Bilello, administrador asistente de la TSA para asuntos públicos, en Twitter.


Alrededor de 51,000 agentes de la TSA se encuentran entre los 800,000 empleados del gobierno que trabajan sin sueldo o con licencia durante el cierre de gobierno. El Sindicato de Controladores de Tránsito Aéreo, el Sindicato de Inspectores de Seguridad Aérea y varios otros grupos y expertos en viajes aéreos han emitido declaraciones condenando las diversas consecuencias del cierre, pero la TSA y los expertos en aviación han dicho que volar sigue siendo seguro.

Mira también:


📷Monumentos cerrados y basura en la calle: así afecta el cierre parcial de gobierno a Washington DC

Loading
Cargando galería
Publicidad