null: nullpx
Secuestro

Un falso fotógrafo drogó y raptó una modelo de 20 años para venderla por $350,000 por internet

La joven, cuya identidad no fue revelada, fue engañada para asistir a una sesión fotográfica, donde fue atada, metida en una bolsa y transportada a un lugar donde permaneció secuestrada por una semana.
5 Ago 2017 – 2:18 PM EDT

Una modelo de 20 años que buscaba un trabajo en Italia acabó secuestrada por una semana y bajo la amenaza de ser vendida al mejor postor en internet por 300,000 euros (unos 350,000 dólares)

Los hechos ocurrieron el pasado 11 de julio, muy cerca de la Estación Central de Milán, en el norte de Italia, según indicó la policía. La joven, de origen británico, fue a un estudio de fotografía para lo que pensaba era tan solo un trabajo, según le indicó su representante. Sin embargo, según adelantó el diario italiano Il Corriere della Sera, la modelo fue drogada con una jeringa en el brazo, maniatada y esposada a los muebles de una habitación. Su captor utilizó Ketamina, una potente droga que se utiliza para sedar diversos animales, entre ellos, caballos.

La modelo fue metida posteriormente en una bolsa para un viaje de casi dos horas y media, destino a un escondite cerca de la frontera con Francia, donde estuvo retenida.

La intención de su secuestrador, que ha sido ya arrestado e identificado como Lukasz Herba, era venderla en internet, por lo que solicitaba los 300,000 euros en la moneda virtual bitcoin.


Pese a sus pretensiones, el falso fotógrafo, un polaco de 30 años residente en Reino Unido, le indicó a la mujer que iban a liberarla porque, aparentemente, se había cometido un error. "Tienes un hijo de dos años y nuestras reglas excluyen a las madres", le dijo a la modelo. En todo caso, la amenazó, según el periódico.

"Te dejamos ir pero encuentra el modo de darnos 50,000 euros. Y si hablas, serás eliminada", le advirtió.

La liberación de la modelo fue posible gracias a la reconstrucción realizada por las autoridades, que rastrearon todas las pistas que tenían de ella desde que llegó a la ciudad desde París. La policía se sirvió de las cámaras del aeropuerto, la señal de su celular, testimonios de personas que la vieron, como la de un taxista que la transportó.

Por eso, cuando Lukasz Herba llevó a la joven al consulado británico de Milán el 17 de julio para liberarla, bajo amenaza, las autoridades lo estaban esperando.

Tras su arresto, el secuestrador reconoció que había estado con la mujer, pero "contó una historia fantasiosa y ha dado una versión poco creíble", según indicó Paolo Sotorari, fiscal de Milán.

Las autoridades, sin embargo, encontraron cabello de la modelo en el auto del secuestrador y el registro de su computadora y teléfono celular mostró información que confirman sus intenciones de venderla en la web.


Estas madres fueron condenadas por asesinar a sus hijos

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:SecuestroMundo
Publicidad