null: nullpx

Las nuevas victorias de las Naciones Unidas para proteger los animales

Nueve especies serán protegidas tras nuevos acuerdos internacionales en la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas.
8 Oct 2016 – 10:15 AM EDT

Representantes de más de 150 naciones acordaron proteger este octubre nueve especies de animales en la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas (CITES), una reunión trianual que este año se dio en Johannesburgo, Sudáfrica.

Ante esta convención internacional—administrada por el Programa Ambiental de las Naciones Unidas (ONU) para revisar cada tres años las normas internacionales sobre la flora y la fauna—los representantes de más de un centenar de países aprobaron o confirmaron nuevas normativas para evitar la extinción de elefantes, rinocerontes, pangolines, tiburones y otros animales en peligro.

Los nuevos acuerdos son:

- Elefantes:
La convención rechazó una solicitud de Namibia y Zimbabue para obtener permiso para sacar al mercado internacional sus reservas de marfil, mientras una propuesta de una decena de países africanos para prohibir por completo la venta de colmillos de elefante no prosperó al no obtener la mayoría de votos suficiente.

-Rinocerontes:
Aunque Suazilandia presentó una propuesta pidiendo la autorización para vender los cuernos de rinocerontes que esta nación tiene, una mayoría de países se mantuvieron firmes en mantener la prohibición internacional del comercio del cuerno de rinoceronte.

-Totoaba:
Los países participantes adoptaron la propuesta de México que pedía acciones inmediatas para acabar con el comercio ilegal de la llamada totoaba, pez nativo del Golfo de California en México. La creciente demanda de la vejiga natatoria de la totoaba en China y Hong Kong ha puesto en amenaza a esta especie. Eso afecta la vaquita, la marsopa más pequeña del mundo, cuya población ha declinado drásticamente debido al aumento en la demanda de la totoaba.

-Pangolines:
El pangolín es el mamífero más traficado del mundo. Tiene una lengua tan larga como su cuerpo y es el único mamífero cubierto de escamas que tiene el curioso comportamiento de convertirse en una pelota cuando se siente amenazado por sus depredadores. Debido a que está en peligro de extinción, en esta reunión se apoyó la prohibición de comercializar pangolines y se prohibió totalmente el comercio internacional de la especie.

-Tiburones y rayas:
Se crearon regulaciones estrictas en el comercio de las rayas diablo y dos especies de tiburón: el tiburón sedoso y el tiburón zorro, dos de las más amenazadas por la pesca indiscriminada. Debido a que sus aletas se venden a grandes precios en mercados asiáticos como Hong Kong, las poblaciones de ambas especies se han deteriorado en los últimos años en todos los océanos en un 50% y un 90%, respectivamente. Por eso, se decidió incluirlas en el apéndice II de la CITES, lo que significa que se requieren permisos especiales para comerciar con estos animales. Estos tiburones también resultan víctimas de la pesca de atún y pez espada.

-Perico africano gris:
Es una ave procedente de los bosques del Congo. La especie ya se ha extinguido o sobrevive en números muy bajos en Angola, Benin, Burundi, Costa de Marfil, Ghana, Guinea, Guinea-Bissau, Liberia, Nigeria, Kenia, Ruanda, Tanzania y Togo. Por eso, para evitar su desaparición total del planeta, 95 votos a favor lograron prohibir todo el comercio internacional de loro gris africano en libertad.

-Mono de Gibraltar:
El también conocido como macaco de Berbería, es una especie del norte de África que es introducida ilegalmente en Europa a través de España. En esta reunión se decidió mantener la prohibición para su comercialización.

Este año fue la reunión más concurrida en los 43 años de la historia de CITES, y más de 152 gobiernos han tomado decisiones sobre 62 propuestas.

Aunque el evento estuvo lleno de avances dignos de celebración, también quedaron deudas importantes, entre ellas el cuido de los leones africanos. Fue desechada una propuesta de varios países africanos para prohibir sin excepción su comercio internacional, lo que significa que el comercio de trofeos de caza del león, incluyendo cráneos y huesos, no se verá afectado de ninguna manera.

RELACIONADOS:PlanetaConservación

Más contenido de tu interés

Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.