null: nullpx

¿El plástico de las botellas podría ser biodegradable?

Hallan bacteria capaz de desintegrar el material lentamente, pero por completo.
11 Mar 2016 – 1:38 PM EST

Por Alejandra Vargas y Mónica Isola

Suena como a ciencia ficción pero no lo es. Una bacteria recién descubierta podría resultar en una potencial solución para reducir la contaminación producida anualmente por miles de millones de envases de plástico en todo el mundo.

Científicos japoneses encontraron la existencia de un tipo de microorganismo que se alimenta de uno de los tipos más comunes de plástico, el llamado polietileno tereftalato o PET, mismo del que están hechos los envases de bebidas, cosméticos y productos de limpieza del hogar y es capaz de degradarlo lentamente, pero por completo.

La noticia la da un nuevo estudio publicado en la revista Science y ha despertado interés internacional, pues supondría que podemos hacer mucho más que reciclar el PET, esa resina derivada del petróleo de la que se sabe que tiene una durabilidad y consistencia de centenares de años y que, con su acumulación, inunda y amenaza todas los ecosistemas, especialmente los marinos.

En el reporte hecho por la Universidad de Kioto se detalla que la bacteria en cuestión se llama Ideonella sakaiensis y se encontró precisamente entre unas botellas de plástico, alimentándose de ellas. De allí se tomó para entenderla.

Segú su autor ShosukeYoshida, tras su cultivo y el análisis muy detallado de su comportamiento en laboratorio, de la bacteria los científicos de materiales hoy saben que contiene un set de enzimas que no había sido detectado antes en la naturaleza.

La primera de ellas es capaz de degradar el mono (2-hidroxietil) tereftalato, o MHET. Luego, el MHET es capturado y vuelto a "digerir" por la segunda enzima, capaz de transformar al PET en la fuente principal de carbono de la bacteria.

Este proceso es muy lento, lo que significa un enorme reto para su uso masivo. Sin embargo, los japoneses son optimistas al recalcar que la bacteria tiene la ventaja de que crece con facilidad en casi todo tipo de medio. Ahora solo hay que encontrar la forma de generar un mecanismo de descomposición masiva de plástico mediante su uso, algo que aún no está claro.

No es la primera vez que se habla de organismos capaces de biodegradar el plástico. Sin embargo, los autores enfatizan que una alternativa muy prometedora para paliar la contaminación plástica.

Para los investigadores, aún la gran pregunta es, si el PET es un plástico que tiene apenas unos 70 años de existir, cómo una bacteria ha conseguido evolucionar para alimentarse casi en exclusiva de este tipo de plástico?

Unos 56 millones de toneladas de PET se produjeron en el mundo durante el 2013, aseguran los investigadores japoneses, pero menos del 14% de los envases de plástico se recogen en el mundo para reciclarse, según el Foro Económico Mundial.

Durante el 2014, en Estados Unidos solo se recicló un 31% de las botellas de plástico de polietileno, según coinciden The National Association for PET Container Resources ( NAPCOR) y The Association of Postconsumer Plastic Recyclers ( APR).


RELACIONADOS:PlanetaContaminaciónPlástico
Publicidad