null: nullpx

Somos las líderes que hemos estado esperando

"No es una exageración decir que las mujeres están liderando la resistencia", escribe Vanessa Cárdenas, directora de comunicaciones de EMILY's List. "Pasaron de organizar esas marchas de enero a movilizar a los votantes para que se postularan a cargos públicos: hoy avanzan de una forma que no tiene precedentes ".
Opinión
Vanessa Cárdenas es Directora de Comunicaciones en EMILY’s List.
2018-01-19T20:39:15-05:00
Comparte
"Las mujeres contraatacan". Uno de los mensajes de la Marcha de las Mujeres en Washington DC, el 21 de enero de 2017. Crédito: Jason Redmond/AFP/Getty Images

Hace un año millones de mujeres se unieron para mostrar su decepción y conmoción ante la derrota de Hillary Clinton y la elección de Donald Trump. Se juntaron para enviar un mensaje: lo harían responsable de las acciones que tanto él como el Congreso controlado por el Partido Republicano llevaran a cabo durante su mandato. Un año después es cada vez más claro que las marchas de las mujeres en todo el país representaron un punto crucial para las mujeres de Estados Unidos que redefiniría la política de los años por venir.

No es exagerado decir que las mujeres están liderando la resistencia. Pasaron de organizar esas marchas de enero a movilizar a los votantes para que se postularan a cargos públicos: hoy avanzan de una forma que no tiene precedentes. En el aire se respira una energía de desafío y acción. Como parte de los esfuerzos que ha realizado EMILY's List para involucrar y capacitar a las más de 26,000 mujeres que se han comunicado con nosotros interesadas en postularse a un cargo, he visto esta energía de primera mano. De Los Ángeles a Dallas, pasando por la ciudad de Nueva York y muchos otros lugares, las mujeres nos están preguntando: "¿cómo me postulo para un cargo?" o "¿cómo puedo ayudar a otras mujeres a postularse?".

El pasado noviembre, esta energía fue evidente cuando tantas mujeres hicieron historia al convertirse en las primeras. Algunos ejemplos: Vi Lyles se convirtió en la primera alcaldesa afroamericana de Charlotte, Carolina del Norte. En Virginia, Kathy Tran y Kelly Fowler son hoy las primeras mujeres asiáticas estadounidenses electas para la Cámara de Delegados. Y en el rojo rubí de Alabama, las votantes enviaron al demócrata Doug Jones al Senado de EEUU.

Las latinas también están haciendo historia. Virginia eligió sus dos primeras latinas a la Cámara de Delegados: Elizabeth Guzmán y Hala Ayala. Florida eligió a Annette Taddeo como la primera senadora estatal demócrata latina. Seattle eligió un concejo municipal de mayoría femenina, entre quienes se encuentran Teresa Mosqueda y Lorena González. Y Deborah González ganó un asiento en la Cámara estatal de Georgia.

lEstos triunfos confirmaron lo que la Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Electos (NALEO por sus siglas en inglés) y el Fondo Educativo de la Asociación Nacional de Funcionarios Electos encontraron en un estudio que mostró que desde 2013, el número de funcionarios electos latinos ha aumentado en casi un 10%. Y en 2017, más del 36% de los funcionarios latinos electos fueron mujeres. Además, entre 2013 y 2017 se eligieron a más latinas que a sus contrapartes masculinos: consiguieron un 17% de los cargos versus el 6%.

2018 promete añadir aún más talento al panorama político. Sol Flores, una líder comunitaria de Chicago, se postulará para el puesto del congresista Luis Gutiérrez, quien está a punto de retirarse. La jueza del condado de El Paso Verónica Escobar se postulará para convertirse en la primera latina de Texas electa para el Congreso. Y Debbie Mucarsel Powell se postulará para uno de los escaños en el Congreso de Florida. Incluso tenemos la oportunidad de elegir a la representante Michelle Lujan Grisham como la primera gobernadora demócrata latina en la nación (específicamente en Nuevo México).

No es de extrañar que muchos en los medios aseguren que se trata el "Año de la Mujer". Sin embargo estas tendencias apuntan a algo más grande: estamos en medio de un cambio radical en el que son ellas las líderes delante y tras bastidores, y así continuará siéndolo por años.

La elección de Donald Trump y su agenda despertaron a las mujeres ante el hecho de que tal vez no habíamos avanzado tanto como pensábamos. Las creencias y las posiciones políticas que él articuló durante su campaña y ahora durante su primer año en el cargo han movilizado y formado movimientos de una manera que no habíamos visto antes. Para las latinas, este momento sirve como un recordatorio de que somos las líderes que hemos estado esperando.

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es) y/o a la(s) organización(es) que representan. Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

Comparte

Más contenido de tu interés