null: nullpx

Es hora de que Texas elija a su primera congresista latina

“El número de congresistas hispanos de Texas no refleja la población. De los 36 congresistas del estado solo cinco son hispanos, y ninguno es mujer. Esto puede cambiar en 2018”.
Opinión
Creadora de contenido, Latino Victory Project.
2017-08-14T14:39:46-04:00

Cuando le preguntaron a la senadora estatal de Texas Judith Zaffirini, Demócrata de Laredo, si se sentía orgullosa de ser la primera mujer mexicano-americana electa al senado estatal, su respuesta fue franca: “Bueno, no. Estoy muy perturbada porque se ha tardado tanto en elegir a la primer mexicano-americana al Senado de Texas”. Esto fue en 1986. Han pasado más de 30 años y Texas aún no ha enviado a una mujer latina al Congreso de Estados Unidos. Esto es algo que debe perturbarnos y que debemos corregir.

En Texas, los latinos representan el 40% de la población total, y de este porcentaje la mitad son mujeres. El número de congresistas hispanos de Texas no refleja la población. De los 36 congresistas del estado solo cinco son hispanos, y como se ha mencionado, ninguno es mujer. Esto puede cambiar muy pronto. En 2018 Texas va a tener la oportunidad de corregir este ejemplo de desigualdad y hacer historia. Los residentes de Texas tendrán la oportunidad de colocar a la primera mujer latina electa al Congreso en los anales de la historia, junto a Zaffirini y a Irma Rangel, quien se convirtió en 1974 en la primera mujer mexicano-americana en ser elegida a la Cámara de Representantes de Texas.

Después de que el congresista Beto O’Rourke anunciara su candidatura al Senado de Estados Unidos, queda vacante el escaño del Distrito 16 en la Cámara de Representantes, el cual representa a la ciudad de El Paso. Y es aquí donde se presenta la oportunidad. Entre decenas de líderes latinas y latinos en El Paso resalta la juez del condado, Verónica Escobar, quien se ha dedicado a mejorar la calidad de vida de los residentes de El Paso a lo largo de su carrera profesional. Escobar aún no ha anunciado su candidatura, por lo que Latino Victory Fund ha lanzado una campaña para reclutarla. Junto a líderes latinos como el congresista Joaquín Castro, la actriz, activista y cofundadora de Latino Victory, Eva Longoria, y líderes de El Paso como el congresista Beto O’Rourke y el representante estatal César Blanco, estamos haciendo un llamado para que se postule. Lo hacemos sabiendo que, además de luchar por tener representación adecuada en el gobierno, estamos viviendo un momento difícil en nuestro país y hoy más que nunca necesitamos aliados en Washington.

Las mujeres de Texas sabemos que no es fácil navegar la política del estado, que por décadas ha sido dominada por una cultura machista. Pero las cosas están cambiando gracias a miles de organizadoras, activistas, políticas y profesionistas que han dedicado sus vidas a mejorar sus comunidades y al hacerlo han roto barreras de género.

La juez Escobar es una de estas mujeres que a lo largo de su carrera pública ha trabajado para mejorar la calidad de vida de El Paso. Como juez del condado ayudó a mejorar el acceso al cuidado de salud para las familias de clase media y trabajadora, ayudó a incrementar el salario mínimo y también ayudó a proveer prestaciones para las parejas de los empleados LGBTQ del condado. Entre sus logros resalta la creación del Comité de Ética del Condado de El Paso, establecido para mejorar la eficiencia y transparencia en el gobierno, eliminar la corrupción y mejorar la comunicación con los residentes para atender sus necesidades con eficacia. También ha luchado por causas progresistas que impactan a nivel nacional, incluyendo los derechos de salud de la mujer, los derechos de la comunidad LGBTQ y los derechos de los inmigrantes, entre otros asuntos. De hecho, como juez del condado, lideró la demanda al Estado de Texas para frenar la ley anti-inmigrante y racista SB4 y utilizó su voz en el New York Times para condenar el muro fronterizo y hacerle frente a la administración Trump.

Verónica Escobar tiene las agallas y la experiencia para ser parte de la delegación hispana del Congreso y unirse a las voces de quienes hoy están abogando por la comunidad latina en Washington. Mientras que la administración Trump continúa atacando a la comunidad latina, a los inmigrantes, a las mujeres, a la comunidad LGBTQ y a otras comunidades, hay que recordar que aún hay personas que están luchando por los valores y principios de una democracia inclusiva y diversa. La ciudad de El Paso tiene la oportunidad dorada de elegir a una de estas personas que tanto hacen falta en el gobierno, y Texas tiene la oportunidad de hacer historia.

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es) y/o a la(s) organización(es) que representan. Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

RELACIONADOS:OpiniónTexasCongreso de EE.UU
Publicidad