null: nullpx

Combatir el odio con compasión

“La política de separación de familias, así como la prohibición de viajar a Estados Unidos a oriundos de países mayormente musulmanes y la cancelación de DACA son obra del mayor asesor político en la Casa Blanca, Stephen Miller”.
Opinión
Senior Campaign Manager, Anti-Hate and Immigration-Center for American Progress.
2018-07-23T12:03:45-04:00

Como inmigrante me rompe el corazón ver imágenes de niños separados de sus padres que viven en jaulas bajo condiciones inhumanas. El ver a miles de niños arrebatados de los brazos de sus padres en la frontera ha perturbado a miles de espectadores.

Una encuesta reciente de la Universidad Quinnipiac indicó que la mayoría de los estadounidenses piensan que la política del presidente Trump de separar familias en la frontera es cruel.

Lo que la mayoría de los estadounidenses no saben es que esta política, así como la prohibición de viajar a Estados Unidos a oriundos de países mayormente musulmanes y la cancelación de DACA son obra del mayor asesor político en la Casa Blanca, Stephen Miller.

Miller mueve los hilos del presidente Trump, como un titiritero detrás del telón.

Otra cosa que no saben los estadounidenses es que Miller tiene una larga historia de asociación con personas y organizaciones que defienden la supremacía blanca y el odio hacia los inmigrantes y los musulmanes.

Durante sus años como estudiante en la universidad de Duke Miller conoció al famoso supremacista blanco Richard Spencer, quien creo el término alt-right y organizó la manifestación de nacionalistas blancos en Charlottesville, Virginia.

Spencer y Miller organizaron en la universidad un debate sobre inmigración con el nacionalista blanco Peter Brimelow, fundador de VDARE.com, un centro para nacionalistas blancos y antisemitas que solo apoya la inmigración de anglosajones a Estados Unidos.

Las organizaciones detrás de las políticas antiinmigrantes de Miller

Los puntos de vista antiinmigrantes de Miller son consistentes con su asociación a dos organizaciones: el Centro de Estudios de Inmigración (CIS) y el Centro de Libertad David Horowitz (DHFC). Ambas organizaciones han sido catalogadas como grupos de odio por el Southern Poverty Law Center. CIS exige estrictas restricciones a todas las formas de inmigración, especialmente cuando se trata de minorías. DHFC realiza una amplia gama de reclamos falsos contra musulmanes y respalda dos revistas que fomentan teorías conspirativas antimusulmanas.

El llamado a despedir a Stephen Miller

La ideología de Miller, sin embargo, no ha pasado inadvertida en ambos lados del Congreso. Recientemente, la representate demócrata por el estado de Washington Pramila Jayapal hizo un llamado a la Casa Blanca exigiendo el despido de Stephen Miller. “No creo que la mayoría de los estadounidenses entiendan que un hombre de 33 años con conexiones con supremacistas blancos esté elaborando políticas que van a literalmente destruir a nuestro país y lo que representamos. Stephen Miller debería ser despedido. Él no debería estar en la Casa Blanca”.

El Congresista republicano Mike Coffman, de Colorado, también comentó por medio de Twitter su frustración por la separación de familias en la frontera e hizo un llamado en contra de Miller diciendo: “el presidente debería despedir a Stephen Miller ahora. Esto es un desastre de derechos humanos. Le corresponde al presidente arreglarlo y despedir a las personas que fueron responsables de crearlo”.

Combatir el odio con compasión

A diferencia de la mayoría de los estadounidenses, Miller al parecer no se conmueve con las imágenes de niños en jaulas o con el audio que se volvió viral de niños atemorizados que lloran por sus padres. Solo los supremacistas blancos podrían alegrarse con las políticas dañinas de Miller, que lastiman intencionalmente a niños indefensos.

Es aterrador saber que alguien tan cruel esté a cargo de diseñar las políticas inmigrantes de nuestro país.

Miles de personas indignadas con Miller han sido movidas a unirse a la petición para sacarlo de la Casa Blanca titulada “Stephen Miller debe ser despedido por separar a niños de sus familias” organizada por America’s Voice. Según la página de MoveON, la petición será enviada al presidente Trump al alcanzar la meta de 100,000 firmas.

Nuestra compasión debe movernos cívicamente para enviar un mensaje claro: No nos quedaremos callados frente a las influencias de supremacistas blancos y de personajes antiinmigrantes y rechazaremos las políticas que separan familias. No dejaremos que el odio tome las riendas del país.

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es) y/o a la(s) organización(es) que representan. Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

Publicidad