null: nullpx
Interés Humano

Fueron amigos por 60 años, pero ahora creen que en realidad son hermanos biológicos

Walter Macfarlane y Alan Robinson nacieron con menos de dos años de diferencia y fueron adoptados. Se conocieron en la escuela primaria y siempre han mantenido una gran relación. Ahora, cuando tienen más de 70 años, una prueba genética muestra que son familia.
27 Dic 2017 – 1:42 PM EST

Durante seis décadas Walter Macfarlane y Alan Robinson han sido amigos, compartiendo desde jóvenes casi toda su vida. Pero, según aseguran, a sus más de 70 años, han descubierto que son hermanos biológicos. La sorprendente noticia la recibieron luego de que decidieran hacerse una prueba genética comercial de las compañías que prometen incluso ponerte en contacto con familiares desconocidos. Y así fue en su caso.

"¿Cómo pudimos estar 60 años sin saber que estábamos emparentados?", se preguntó Robinson, de 72 años, citado por CNN.

Macfarlane nació en 1943 en Honolulú, en el archipiélago que aún estaba bajo los efectos de la guerra y el ataque japonés a Pearl Harbour. Tiempos convulsos que hizo que su familia lo entregara para ser adoptado. "Fue una época dura y no sabemos lo que les hizo tomar esa decisión", subrayó Cindy Macfarlane-Flores, hija de Walter.

15 meses después nació Robinson, en Honolulú, quien fue dado en adopción inmediatamente. Cuando estaban en sexto grado, comenzaron su duradera amistad. "Íbamos a bucear, a pescar, de campamento", explicó Robinson. Los dos siguieron sus vidas, se casaron y tuvieron hijos, pero siempre continuaron en contacto. Tanto, que incluso vacacionaban juntos.

Sin embargo, a ambos siempre les faltó información sobre su pasado y sus progenitores. Por eso, con la comercialización de pruebas genéticas, Robinson decidió hacerse el examen hace unos años, aunque no llegó a compartir los resultados.

Por su parte, Macfarlane se animó a seguir su ejemplo el pasado año. Los resultados le mostraron que tenía cerca de 800 personas con las que estaba emparentado. La lista era muy larga, por lo que en un principio él no le puso gran interés, pero su hija Cindy decidió averiguar y llegó hasta la persona con la que tenía una mayor compatibilidad genética. Su nombre era Robi737 y mostraba que era su mediohermano, según relataron.

Cuando Cindy preguntó a quien durante mucho tiempo llamó "tío Alan", el misterio se resolvió: Robi737 era el seudónimo que utilizó Robinson al hacerse las pruebas.

"Para ser honesto, jamás se me pasó por la cabeza (que pudiéramos ser hermanos)", dijo Macfarlane a Island News. "Este tipo era como un hermano mayor todo el tiempo", explicó Robinson.

"Es un milagro navideño", se felicitó Macfarlane-Flores. " Y la mejor parte es que no tenemos que encontrarnos con él y preguntarle por su vida, porque tío Alan es alguien a quien ya queremos y admiramos", añadió.

Para celebrar y dar a conocer el descubrimiento, el 23 de diciembre ambas familias organizaron una fiesta. "Por lo general no lloro, pero me vine abajo en frente de todo el mundo, las emociones fueron muy grandes", explicó Robinson a CNN. "Fue una experiencia muy abrumadora", afirmó al hablar sobre lo que sucedió ese día.

27 momentos de la política estadounidense que te recordarán lo intenso del 2017

Loading
Cargando galería


Publicidad