null: nullpx
Empresas

Otras dos aerolíneas suspenden sus vuelos hacia Venezuela

La estadounidense Dynamic es otra de las aerolíneas que anunció el fin de sus operaciones hacia el país petrolero.
3 Ago 2016 – 08:50 PM EDT
Comparte

Dos aerolíneas más se sumaron a la lista de quienes han suspendido sus vuelos a Venezuela. La última fue la estadounidense Dynamic International Airways, una línea de bajo costo que inició operaciones en ese país a mediados de 2015, justo cuando otras dejaban de volar a Caracas.

"Dynamic International Airways dejará de operar sus vuelos en la ruta Fort Lauderdale a Caracas a partir del 13 de Agosto", se lee en el comunicado de la empresa publicado este martes en su sitio web, que no explica las razones de lo que cataloga una "muy difícil" decisión.

La línea reembolsará el monto completo del boleto a quienes tenían vuelos planificados después de esa fecha.

Este primero de agosto, la chileno-brasileña LATAM realizó sus últimos viajes desde Venezuela, tras el anuncio días atrás sobre la eliminación definitiva de sus rutas hacia el país petrolero. La razón: "el complejo escenario macroeconómico actual que atraviesa la región", se leyó en el comunicado difundido a finales de mayo.

A finales de mayo, tambieen dejó de volar a Venezuela la alemana Lufthansa por la misma razón. En junio lo hizo otra grande de América Latina, Aeroméxico. En 2015 el anuncio lo hizo Alitalia y un año antes Air Canada.

Dynamic llegó a Venezuela en 2015 como una opción para los venezolanos que querían viajar a Estados Unidos, justo en momentos en que la mayoría de las aerolíneas habían dejado de operar en el país sudamericano.

Desde 2003 en Venezuela rige un férreo control cambiario en manos del Estado que ha retrasado los pagos en dólares a empresas de distintos sectores, entre ellos el del transporte aéreo comercial. Aquellas aerolíneas que no han suspendido completamente sus operaciones, como American Airlines, al menos han reducido la frecuencia de sus viajes.

Para junio, la deuda del gobierno venezolano con las compañías aéreas ascendía a 3,780 millones de dólares, según cálculos de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por su sigla en inglés).

Comparte

Más contenido de tu interés