América Latina

El museo de los juguetes de México se niega a morir (FOTOS)

El hijo de un inmigrante japonés convirtió una pasión infantil en el Museo del Juguete Antiguo México. Hace 60 años con y sus propios juguetes, Roberto Shimizu comenzó a investigar, buscar y preservar una colección de 45,000 piezas con las que en 2006 abrió este curioso museo que conmemora la desaparecida industria juguetera del país. Una decisión política suspendió el aporte de fondos públicos a este proyecto, lo que ha puesto en peligro la continuación de este rincón de nostalgia único para los habitantes de la Ciudad de México.

Comparte