null: nullpx
Abuso Infantil

Padre e hijo enfrentan cargos en California por abuso sexual de niños que estaban bajo su cuidado temporal

Simón Mendoza Chávez y su hijo Simón Magaña fueron arrestados en Antioch por presuntamente abusar sexualmente de varios niños bajo su cuidado por medio del sistema de cuidado temporal de menores en California. Los abusos continuaron por un periodo de seis años, entre el 2011 y 2017, informó la Policía.
30 Jul 2019 – 3:50 PM EDT

El Departamento de Policía de Antioch dio a conocer detalles sobre el arresto de un padre y su hijo quienes enfrentan cargos de abuso sexual a varios menores que se encontraban bajo su cuidado adoptivo temporal.

Simón Mendoza Chávez, de 64 años, y su hijo Simón Magaña Chávez, de 31 años, proporcionaron cuidado temporal a menores entre el 2011 y 2017.

Los oficiales dicen que varios niños bajo el cuidado de la familia en ese momento fueron víctimas sexuales, aunque no se han dado más detalles.

Los dos hombres enfrentan cargos por abusar sexualmente de menores, de tener relaciones sexuales ilegalmente con menores y actos lascivos con niños.

Las autoridades se encuen tran investigando el caso y ningún otro detalle ha sido revelado. La investigación sobre estas denuncias empezó en junio.

El acogimiento temporal para menores

Actualmente, hay más de 100,000 niños en el sistema de cuidado de menores de California que necesitan ser colocados en hogares seguros y protegidos mientras reciben el cuidado y la crianza que actualmente no experimentan en su entorno familiar, según los datos de la organización Child Help.

"Muchos son víctimas de crímenes"

Cada día, reporta el DCFS, no se logra desalentar a centenares de niños que deciden irse de los hogares de crianza y sus períodos de ausencia van desde un par de horas hasta varios meses. Algunos, menciona la dependencia, se van a otros estados o incluso al extranjero, quedando expuestos a peligros.

“Si están fuera por más de dos semanas son más propensos a ser víctimas de crímenes”, indicó Eric Ball, encargado de la unidad de Localización de Menores que Escaparon de DCFS, que cada mes recibe de 30 a 60 casos nuevos.

“Muchos son víctimas de crímenes, de tráfico de personas, por eso entre más rápido los localicemos más rápido logramos estabilizarlos”, dijo el funcionario.

El equipo liderado por Ball trata de encontrar a esos chicos a través de sus familiares y amigos, y luego su tarea es convencerlos de que vuelvan al resguardo del organismo por su seguridad.

La mitad de esos adolescentes se van a las casas de sus padres, aunque también llegan con familiares y amigos, o deciden vivir en las calles.

Alrededor de mil menores, de los cuales la gran mayoría son adolescentes, están en casas grupales contratadas por el DCFS. En 2015, era hispano el 60% de los 34,881 niños que terminaron bajo la protección del condado.

También te puede interesar:

Pornografía infantil, sexo y acoso: estos son los maestros de California que han enfrentado a la justicia

Loading
Cargando galería


RELACIONADOS:Abuso InfantilAbusos

Más contenido de tu interés