null: nullpx
Drogas y Adicciones

Arrestan a hispana en San Francisco que tenía droga oculta en un recipiente de mentas

En el momento de su detención, Katterin Hernández tenía en su poder heroína, cocaína, metanfetaminas y fentanilo. Sustancias que pueden causar graves adicciones.
25 Jul 2019 – 2:08 PM EDT

La Policía de San Francisco sigue trabajando duro en el barrio de Tenderloin para poner un alto al crimen, en especial al narcomenudeo.

Como parte de un operativo nocturno, oficiales de la estación Tenderloin arrestaron a Katterin Hernández, por posesión de heroína, cocaína, metanfetaminas y fentanilo. El fentanilo se encontraba escondido en un estuche de mentas.

Hernández fue detenida en la zona de las calles Stevenson y la 7. A través de su cuenta de Twitter, compartieron la imagen que enseña el ‘cóctel de drogas’ puesto sobre un papel blanco.



Los oficiales informaron que la sospechosa tenía un historial con las autoridades ya que tenía una orden judicial por no aparecer en los casos abiertos anteriores.

Las sobredosis letales vinculadas al fentanilo crecen también entre los hispanos.

Un reporte reciente del Centro Nacional de Estadísticas de Salud, que ofrece el conteo más amplio de las muertes vinculadas al fentanilo y sus derivados en los 50 estados del país y D.C., confirma el protagonismo del sintético en la epidemia.

El análisis encontró que entre 2011 y 2016 las muertes por este narcótico “crecieron exponencialmente” entre los grupos demográficos que estudiaron. Cada año los blancos registraron en el estudio la tasa de mortalidad más alta, mientras que proporcionalmente el número de casos entre afroamericanos e hispanos aumentó más.

“Considero que fue uno de los hallazgos interesantes”, destaca la autora principal del reporte, Merianne Spencer, “durante el periodo de estudio el cambio para los negros no hispanos y latinos fue más grande que para los blancos no hispanos”.

¿Dónde está siendo más mortal?


Las muertes por opioides sintéticos, principalmente fentanilo, se han concentrado en el este de EEUU. Una posible explicación, señala la DEA, es que la heroína que se consume en ese lado del país es un polvo blanquecino parecido al fentanilo, por lo que es más fácil hacerla pasar por ese conocido opioide. En el oeste, en cambio, la heroína se asemeja a un bloque de alquitrán sólido y negro.

La popularidad del fentanilo en el mercado negro se debe en gran parte a su potencia: pequeñas cantidades pueden traer más ganancias que otras drogas.

También te puede interesar


Metanfetaminas, tarjetas de crédito y un auto robado: lo que tenía un sospechoso arrestado en Cupertino (fotos)

Loading
Cargando galería


RELACIONADOS:Drogas y AdiccionesCrímenes

Más contenido de tu interés