null: nullpx
Salt Lake City

Salt Lake City declara que el racismo es una 'crisis de salud pública'

La resolución asume el compromiso de que las políticas y ordenanzas Salt Lake City en el futuro buscarán evitar agravar las desigualdades, el de que la ciudad trabajará para "deshacer el daño causado durante muchos años".
21 Jul 2021 – 07:52 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
La alcaldesa de Salt Lake City Erin Mendenhall, se comprometió a la creación de políticas y ordenanzas antirracistas. Crédito: Capture de pantalla/Salt Lake City Televisión/YouTube

El martes, el Concejo Municipal de Salt Lake City y la alcaldesa Erin Mendenhall adoptaron una resolución conjunta para declarar el racismo como una ‘ crisis de salud pública’ en la capital de Utah.

El texto de la declaración describe los impactos perjudiciales del racismo estructural e interpersonal en la salud mental y física de los miembros de las comunidades de color.

La ciudad ofreció como ejemplos del impacto del racismo en la salud de los ciudadanos de color de la ciudad, el hecho de que durante la pandemia de Covid-19, en Rose Park era dos veces más probable de infectarse con el coronavirus y en Glendale era tres veces más probable adquirir la infección. En ambas áreas hay un alto porcentaje de residentes latinos y no blancos.


Otros ejemplos presentados por la alcaldesa y los legisladores de la ciudad fue el de que aún cuando la comunidad latina de Utah representa el 14.2% de la población del estado, la misma fue afectada con el 40% de los casos de Covid-19 ocurridos en Utah, y el de la tasa de mortalidad de los americanos nativos y nativos de Alaska es aproximadamente tres veces mayor que el promedio estatal.

Mendenhall dijo que esta era “una declaración importante que debemos hacer como ciudad. No solo estamos reconociendo públicamente la existencia de una grave inequidad que muchos en nuestra comunidad han conocido y experimentado durante tanto tiempo, sino que también nos estamos comprometiendo con la creación de políticas y ordenanzas antirracistas”.

La resolución fue propuesta por un grupo de líderes comunitarios relacionados al área de la salud. La propuesta fue finalmente revisada y aprobada por la Coalición de Derechos Humanos de Salt Lake City y la Comisión de Equidad Racial en la Policía.

La resolución asume los compromisos de que las políticas y ordenanzas Salt Lake City en el futuro buscarán evitar agravar las desigualdades existentes, y el de que la ciudad trabajará para "deshacer el daño causado durante muchos años".

Durante la Sesión Legislativa General de 2021 la representante demócrata de Salt Lake City Sandra Hollins propuso una resolución que declararía “el racismo como una crisis moral y de salud pública” en el estado de Utah, pero a pesar de haber logrado una recomendación favorable en un comité de la Cámara, la resolución fue derrotada por la mayoría republicana.


Reacciona
Comparte
Publicidad