null: nullpx
Junta de Control Fiscal

Peñuelas se adelanta a la Junta y prepara plan fiscal

El municipio no figura entre los 10 que están bajo el plan piloto de la Junta para identificar alternativas de prácticas administrativas.
15 May 2019 – 10:12 AM EDT

El alcalde de Peñuelas, Gregory Gonsález Souchet, anunció que se propone preparar un informe presupuestario y plan de desarrollar integral y sostenible a cinco años para adelantarse a los acontecimientos tras las determinaciones recientes de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF).

Aunque su municipio no figura entre los 10 que estarán bajo el escrutinio del organismo, el alcalde señaló que “como una forma de demostrar la transparencia de nuestra administración, vamos a tener preparado el plan fiscal y de desarrollo sostenible a cinco años como presencia de planificación, organización y desarrollo con ejecutorias”.

Para el primer ejecutivo de Peñuelas “ha llegado el momento de que la Junta fortalezca sus conocimiento en cuanto a la manera que los municipios manejan sus finanzas, todo lo que realizan y como han sido estrangulados económicamente por el Estado, por lo que consideró que, en lugar de mostrar resistencia a informar, debe verse esto como una oportunidad de marchar por la ruta adecuada.

La propuesta de Gonsález Souchet surge a partir de la decisión de la Junta de colocar a los municipios de Aibonito, Barranquitas, Orocovis, Isabela, Camuy, Quebradillas, Comerío, San Sebastián, Cidra y Villalba como parte de un plan piloto para identificar alternativas de prácticas administrativas.

El organismo determinó declarar a los 78 municipios del país bajo la ley Promesa, lo que evita de inmediato la intervención con sus activos por parte de acreedores.

Gonsález aclaró que “no es una posición de defensa a la Junta ni aceptación de sus poderes, sino una realidad con la que tenemos que vivir. Nuestra economía, el momento histórico que vivimos es como como un catarro, nadie desea que te dé, pero si el ambiente en el que vives es propicio, debes tomar las medidas y, de ser necesario, los medicamentos adecuados”.

“No haremos lo que hizo el Estado, que fue descartar rutas conducentes a unir esfuerzos por el bien de Puerto Rico y sus ciudadanos. Quiero partir de la premisa de la buena fe de todos”, afirmó.

El alcalde advirtió que su objetivo es que “el municipio evidencie con su informe la pulcritud de sus finanzas y su desempeño en contraparte al Estado, sin que esto represente un control de sus operaciones”.

“Los alcaldes tenemos que trazar un norte distinto al que tomó por muchos años el Estado, para servir mejor a nuestros ciudadanos y evitar descender a niveles y situaciones insalvables… Es la oportunidad de demostrar cuán necesarios son los municipios como primera línea de servicios a los ciudadanos, tal como aconteció a finales de 2017 con el paso del huracán María”, sentenció

También te puede interesar

RELACIONADOS:Junta de Control Fiscal

Más contenido de tu interés