null: nullpx
New York Police Department

“No es un buen día” para el NYPD

Tras publicaciones sobre los supuestos resultados de una pesquisa que realiza el FBI, dos altos mandos fueron despojados de sus armas y placa.
7 Abr 2016 – 03:29 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

El comisionado del Departamento de la Policía de la Ciudad de Nueva York, William “Bill” Bratton, hoy no se anduvo con rodeos: “Este, particularmente, no es un buen día para el departamento”.

Se refería a las medidas que tomó tras sostener una reunión con Diego Rodríguez, subdirector del Negociado de Investigaciones Federales (FBI), y su equipo, para discutir avances en la investigación sobre el supuesto intercambio de favores entre oficiales del NYPD y figuras influyentes de Nueva York.

Públicamente, al menos cuatro oficiales de alto rango habían sido señalados esta semana tras la publicación, por parte del New York Post, de los supuestos hallazgos de la pesquisa.

La investigación, que se alega involucra a 20 miembros del NYPD, puso bajo la lupa al inspector adjunto James Grant, a quien hoy Bratton ordenó que se le despojara de su arma y placa. Además, se le transfirió de lugar de trabajo y se le modificaron sus tareas.

De Grant se publicó que supuestamente aceptó diamantes y dinero en efectivo por parte del empresario Jeremy Reichberg. Ambos se habrían convertido en amigos hace 8 años, cuando el oficial dirigía el precinto 72, en Sunset Park, Brooklyn.

Reichberg y Jona Rechnitz son los dos empresarios clave en la investigación que busca evidenciar que agentes del NYPD aceptaron dinero, viajes, joyas, entradas al Super Bowl y otros gustazos a cambio de “favores” y protección.



Otro de los señalados, el inspector adjunto de Vivienda, Michael Harrington, enfrentó la misma suerte que Grant; quedó sin arma y sin placa, trasladado a otro precinto y se le redujeron las responsabilidades mientras concluye la pesquisa.

La Policía confirmó que Eric Rodríguez y David Colón, fueron transferidos de sus precintos en Brooklyn.

A través de un comunicado oficial, el Comisionado del NYPD insistió en que están trabajando en coordinación con el FBI y el Departamento de Justicia para que no quede ni un cabo suelto en la investigación que se ha extendido ya más de dos años.

¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés