null: nullpx
Tormentas y Huracanes

La ciudad de Nueva York y Long Island toman medidas para el posible impacto de Hermine

En conferencia de prensa este viernes, la administración De Blasio y el condado de Suffolk revelaron los pasos que dan ante el aviso de tormenta tropical para este fin de semana.
2 Sep 2016 – 2:42 PM EDT

MANHATTAN, Nueva York. - La ruta de la tormenta tropical Hermine, y las imágenes de sus efectos en Florida, tienen a las autoridades preocupadas ante el posible impacto que tenga a partir de este fin de semana en la ciudad de Nueva York y Long Island.

“Estamos muy preocupados por algunos de los efectos de esta tormenta. Es una situación rápidamente cambiante y estamos coordinando con el Servicio Nacional de Meteorología”, sostuvo el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, en una rueda de prensa este viernes desde la Oficina de Manejo de Emergencias de Brooklyn.

De Blasio pidió que no se tome ligeramente la trayectoria de la tormenta. La mayor preocupación, dijo, son las áreas costeras y las playas.

El Servicio Nacional de Meteorología extendió el aviso de tormenta tropical para Sandy Hook, Nueva Jersey, hacia el oeste de Watch Hill, Rhode Island; Long Island y la ciudad de Nueva York, como indicó el boletín de las 11:00 a.m. del Centro Nacional de Huracanes.

Hacia las 2:00 de la madrugada del domingo, Hermine estará fuera de la costa de Virginia y moviéndose norte, lentamente, a Long Island, indicó De Blasio.

“Estamos muy preocupados porque se proyecta que la tormenta permanezca en el mar (desde la madrugada del domingo) hasta la mañana del miércoles”, dijo el alcalde.

"Sabemos que es una situación cambiante y no tenemos todos los detalles sobre qué esperar, pero sabemos que la sentiremos fuertemente", mencionó De Blasio sobre el impacto que se espera en la ciudad de Nueva York, Long Island y los alrededores.

Un aviso de tormenta tropical se emite 48 antes del comienzo de vientos de tormenta tropical. La velocidad sostenida de esos vientos puede ser de 39 a 74 millas por hora.

Los ciudadanos deben estar alertas ante las fuertes corrientes, marea alta, inundaciones costeras y fuertes lluvias y vientos que se deben estar sintiendo a partir de la noche del sábado hasta el miércoles, reiteró De Blasio.

El alcalde pidió, además, que aquellos que vivan en la costa se preparen para las posibles inundaciones y tener “mucho cuidado” si decide nadar en el fin de semana. Ante el aviso, las playas de la ciudad estarán cerradas para nadar este sábado.

El comisionado de la Oficina de Manejo de Emergencias de la ciudad de Nueva York, Joseph Esposito, dijo por su parte que a partir de la información ya se están coordinando los planes para que las diversas agencias manejen las inundaciones, los árboles caídos y las emergencias de la comunidad.

Antes y durante la emergencia, la ciudad de Nueva York enviará alertas y actualizaciones a través del sistema de notificaciones Notify NYC. La administración De Blasio exhortó a los ciudadanos a utilizar este servicio.

Para registrarse a Notify NYC, llame al 311, acceda a esta página o siga en Twitter la cuenta @NotifyNYC.

Respecto a Long Island, el condado de Suffolk anunció preparativos ante el paso de la tormenta que se prevé les traiga fuertes aguaceros y vientos, posibles inundaciones y corrientes de resaca.

El Departamento de la Policía de Suffolk estaría preparándose para asignar oficiales al Centro de Operaciones de Emergencia y así trabajar con oficiales locales, estatales y federales en el manejo y coordinación de refugios, entre otros servicios que se necesiten.

A su vez, dicho departamento tendrá oficiales patrullando las aguas y coordinando, de ser necesario, esfuerzos de rescate con la Guardia Costera de Estados Unidos.

Las autoridades exhortaron a los residentes a que se registren en alertas como la del Sistema de Notificación de Emergencia Código Rojo del condado de Suffolk.

"Les pedimos a los residentes que sigan las noticias y las actualizaciones a través del fin de semana y les imploramos que sigan las directrices de oficiales y rescatistas", expuso el comisionado de la Policía de Suffolk, Tim Sini.

La proveedora del servicio de electricidad en Long Island, PSEG Long Island, alertó a la comunidad en un comunidado que tengan cuidado si ven cables caídos. "No se acerque ni conduzca sobre un cable caído y no toque nada que pueda estar en contacto con éste", reza el comunicado al explicar que un cable caído siempre debe considerarse "vivo".

La ciudad de Nueva York ofreció algunos consejos a los ciudadanos para que elaboren un plan de emergencia y preparen sus casas ante el paso de la tormenta.

Entre las recomendaciones que la administración De Blasio ofreció están preparar una mochila que tenga todo lo necesario en caso de que necesite dejar a prisa su casa, cargar las baterías de los celulares y poner más fría la nevera y su congelador en caso de que se vaya la electricidad para que los alimentos se mantengan por más tiempo.

Asimismo, Nueva York aconseja estar pendientes de amigos, familiares y vecinos, especialmente adultos mayores y personas con alguna discapacidad que necesiten apoyo, ejercer precaución al caminar o conducir en periodos de fuertes vientos como los de una tormenta y conocer el nivel de riesgo de inundaciones que pueda tener su comunidad.

Lea también:


Más contenido de tu interés